Carlos Villagran especula sobre la muerte de "Chespirito"

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 1 (EL UNIVERSAL).- El 28 de noviembre de 2014 el mundo del espectáculo despidió a una de las estrellas más grandes de la televisión mexicana, Roberto Gómez Bolaños conocido mundialmente como Chespirito. A ocho años de su partida, Carlos Villagrán compañero del actor, quien interpretó a Kiko en el "Chavo del 8" reveló algunas especulaciones que giraron en torno a la muerte del también productor.

Los medios reportaron en aquel entonces que el comediante estaba enfrentando problemas delicados de salud por lo que anteriormente ya habían surgido dudas sobre el deceso, sin embargo, a las 14:30 horas sus familiares confirmaron la noticia, entre ellos su esposa Florinda Meza (Doña Florinda).

El cuerpo del famoso fue recibido en el estadio Azteca de la Ciudad de México y estuvieron presentes otras celebridades como Eugenio Derbez, además de admiradores que utilizaron los trajes de los personajes con los que el actor fue reconocido a lo largo de su carrera.

En una entrevista en el programa "La noche divina" Carlos contó su hipótesis sobre el suceso.

"Resulta que me doy cuenta que Roberto no murió ese día, yo creo que murió mucho antes y Florinda dijo –aguántamelo- porque no te explicas que muere y al otro día le hacen un homenaje y salen miles de trajes del Chavo del 8 y del 'Chapulín Colorado'. ¿A qué hora los hicieron?".

El actor agregó que durante el velorio tampoco vio ningún cuerpo en el ataúd, por lo que cree que se prepararon cosas antes de que se diera a conocer la muerte, con el propósito de que no se le cayera el programa.

"Yo pienso pero no me consta nada".

Villagrán expresó que cuando se enteró se encontraba en Estados Unidos junto a su mujer.

"Entró una llamada, 'sí, bueno, ¿quién habla?' Era un periodista", recordó Villagrán. "Qué pasó amigo, ¿cómo estás?": El reportero pretendía hacerle una entrevista, sin embargo, hasta ese momento, el actor desconocía lo que estaba sucediendo.

"Él creyó que yo ya sabía, ni siquiera sabía dónde estaba y le dije que me encontraba en San marcos que cuando llegara a México le daba la entrevista", por lo que el periodista le dijo: "Murió Roberto".

Ante esto tuvo que volar hacia Dallas Texas para poder llegar al país y se presentó 6 minutos tarde a la misa que se realizó en Televisa San Ángel.

"Me apartaron un lugar hasta delante donde llegué a sentarme".