Carlos Tevez, tras la consagración: la dura noticia sobre el estado de su padre, lo que faltó ante Santos y su futuro

Franco Tossi
·4  min de lectura

En el medio de la efusividad por consagrarse campeón con Boca por undécima vez, después de la definición por penales en las que su equipo se impuso ante Banfield (5-3, tras el 1-1) para quedarse con la Copa Diego Maradona, Carlos Tevez se puso ante el micrófono y, además del análisis de la eliminación de la Copa Libertadores del miércoles ante Santos, profundizó acerca de por qué viajó un día después, la misma mañana de la final, separado del plantel.

Las redes sociales de Boca habían dado la noticia el sábado: Tevez viajaba separado del plantel con el permiso del cuerpo técnico por problemas familiares. Se especulaba -y se lo hacía con intuición- que la razón era el estado de salud de su papá adoptivo, Segundo Tevez. Durante estos meses, el capitán expresaba de a ratos cómo venía la situación. Sin embargo, en los festejos estuvo muy cerca de quebrarse a partir de una sentencia que a más de uno (y no solo hincha xeneize) entristeció.

"Lamentablemente, mi viejo no tiene posibilidades. Es un momento muy difícil para toda mi familia y para mí. Explicarles a mis hijas la situación del abuelo no es fácil", detalló con los ojos húmedos. Segundo atravesó por una operación de cuello, contrajo Covid-19 mientras estaba internado y, luego, aparecieron más complicaciones que, lamentablemente, lo pusieron en esta terminal situación.

Así y todo, Carlitos se presentó en San Juan. No fue titular, claro. Sin embargo, Miguel Ángel Russo lo metió en la cancha a falta de ocho minutos para el cierre de la final. Y si bien no pudo aportar demasiado en ataque, en unos minutos en los que el equipo cuidó el resultado y sufrió la expulsión de Mas y la lesión del "Pulpo" González que lo dejó a Boca con nueve jugadores, se hizo cargo del primer penal de la definición desde los doce pasos tras la igualdad sobre la hora del Taladro: suele ser un enemigo, pero esta vez Tevez la colocó sobre el palo y le dio inicio a la posterior consagración del xeneize.

Ranking de campeones argentinos: así quedó la tabla histórica después del título de Boca

Sin embargo, aunque feliz por el nuevo título, no esquivó las preguntas sobre cómo quedaron en el camino del objetivo principal: "El fallo que tuvimos se notó y nos golpeó muy fuerte. Reconocemos que nos equivocamos, tanto Russo como nosotros, porque no pudimos sacarle la rebeldía a nuestros compañeros", hizo autocrítica el delantero, quizás uno de los que más se salvó de estar en la mira por el gran rendimiento mostrado previamente.

"Con la rebeldía me refiero a jugar con la pelota, agarrarla y demostrar que querés. Sí, corrés, corrés y metés, pero esa fue la falla más grande que tuvimos", explicó con mayores detalles sobre qué le exigió a sus compañeros durante la revancha que los dejó fuera de la competencia subcontinental.

Ahora bien, no se olvidó de darle importancia a lo que lograron anoche. "Creo que es mi título 29 en mi carrera. Es importantísimo ganar el primer campeonato con el nombre de Diego Maradona, tras su fallecimiento. Es importante para Boca. La mayoría de los planteles están de vacaciones y nosotros estamos jugando. No es todo malo", analizó el hombre que en pocas semanas cumplirá 37 años. Aunque otra de las cosas importantes a las que se refirió fue su futuro, que se puso en duda tras la eliminación: "Que la gente se quede tranquila, voy a seguir en Boca", arrojó. Y agregó: "No voy a hacer lo mismo que cuando me fui a China, me voy a quedar y voy a seguir, todavía tengo mucho para dar"

"Me faltará el abrazo de mi viejo, pero tendré el del resto de mi familia", cerró Carlos Tevez. En medio de tanta tristeza, tuvo la fuerza para pisar la cancha y convertir uno de los penales que quemaban ante tanta presión. Boca sumó una nueva estrella. Y su ídolo también.