Capital mexicana y vecino Estado de México mantendrán restricción actividades por COVID-19

·2  min de lectura
Foto de archivo. Trabajadora médica recibe una inyección con la vacuna Pfizer-BioNTech COVID-19 en el Hospital Regional de Especialidades Militares de San Nicolás de los Garza

CIUDAD DE MÉXICO, 8 ene (Reuters) - La capital mexicana y el vecino Estado de México mantendrán al menos una semana más las restricciones impuestas el 18 de diciembre a las actividades no esenciales, dijeron el viernes autoridades, ante el repunte de contagios de coronavirus y muertes asociadas al COVID-19.

En ambas entidades, donde viven alrededor de 25 millones de personas, permanecen suspendidas operaciones en todos los sectores excepto energía, transporte, manufactura, salud, servicios funerarios, construcción, financiero y de telecomunicaciones. Los restaurantes solo ofrecen comida para llevar.

"Seguimos en semáforo rojo (de riesgo máximo) con las mismas restricciones", dijo en rueda de prensa la alcaldesa capitalina, Claudia Sheinbaum, al revelar que la ocupación de camas en hospitales para pacientes con COVID-19, donde son atendidos 6,681 enfermos, es del 86.31%.

Por su parte, el gobernador del Estado de México, Alfredo Del Mazo, hizo un anuncio similar en un video en su cuenta de Twitter y señaló que "es necesario seguir guardando las medias preventivas, vamos a mantener las restricciones la próxima semana".

Ambas entidades suelen tomar acciones similares respecto al COVID-19 dada su vecindad y movilidad de personas entre ellas.

Del Mazo detalló que el número de hospitalizados en su estado es superior en un 30% al nivel máximo registrado a mediados del año pasado, al pasar de 2,284 pacientes a 3,000.

Tanto el Estado de México como la capital han elevado la capacidad hospitalaria para atender enfermos de COVID-19, aunque no han logrado evitar la saturación, mientras avanza lentamente el plan de vacunación que en Navidad convirtió al país en el primero en América Latina en comenzar a inmunizar a su población.

México, que suma cerca de 1.5 millones de infectados de coronavirus, acumula tres días consecutivos con más de 1,000 muertes asociadas a la enfermedad, en un repunte ligado a las fiestas decembrinas, y permanece como la cuarta nación del mundo con más fallecimientos por esta causa.

(Reporte de Raúl Cortés y Dave Graham. Editado por Adriana Barrera)