El "cantante de las FARC" da un concierto en un bar de Bogotá

1 / 2

Julián Conrado canta en un bar durante el espectáculo "Fiesta por la Paz" en Bogotá, el 1 de mayo de 2017

Julián Conrado canta en un bar durante el espectáculo "Fiesta por la Paz" en Bogotá, el 1 de mayo de 2017 (AFP | RAUL ARBOLEDA)

Julián Conrado, más conocido como el "Cantante de las FARC", la guerrilla que implementa un histórico acuerdo de paz en Colombia, brindó un concierto la noche del domingo en un bar del centro de Bogotá en el que criticó la guerra y el capitalismo.

Al menos 300 personas se reunieron en el recinto Latino Power, en el tradicional barrio bogotano de Chapinero, para ver el primer concierto en la capital colombiana de Conrado & The Rebels All Stars, una agrupación de música caribeña y vallenato que incluía guitarristas, bajista, acordeonero y guacharaquero.

"Feliz, amor con amor se paga", dijo Conrado a la AFP a la salida del evento "La fiesta de la paz", en el que tocaron otras agrupaciones urbanas colombianas y que según los organizadores agotó la boletería.

La presentación del cantante, uno de los negociadores de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas) en los diálogos de paz realizados durante cuatro años en Cuba con el gobierno de Juan Manuel Santos, tardó alrededor de una hora, lapso en el que lanzó arengas en contra del sistema económico colombiano y del conflicto armado de medio siglo.

Guillermo Enrique Torres, su verdadero nombre, saltó a la tarima alrededor de las 22H15 locales (03H15 GMT del lunes) y salió del lugar tres horas más tarde en una camioneta blindada y de vidrios oscuros, constató AFP.

El público, en su mayoría estudiantes universitarios, coreó canciones como el vallenato "El testamento", escrita por Rafael Escalona y que Carlos Vives hizo mundialmente famosa.

El concierto del "Cantante de las FARC" fue criticado desde la semana pasada por diversos sectores políticos, especialmente por concejales del derechista Centro Democrático, liderado por el expresidente y senador Álvaro Uribe (2002-10), férreo opositor al pacto de paz.

"Es inadmisible que los terroristas de las FARC se pavoneen por las calles de Bogotá con la excusa de hacer pedagogía para la paz, sin aún haber confesado sus crímenes ni reparado a sus víctimas", indicaron en un comunicado el 26 de abril.

Conrado, que se hizo famoso hace años por amenizar reuniones de los rebeldes con su guitarra y voz, tiene varios procesos judiciales por delitos como lesiones personales, fines terroristas, desplazamiento forzado, narcotráfico y reclutamiento de menores.

Los miembros de las FARC, principal y más antigua guerrilla del continente, se concentran en 26 puntos del país en cumplimiento del proceso de desarme que debe terminar a finales de mayo bajo supervisión de Naciones Unidas.