Candidatos presidenciales paraguayos cierran sus campañas

ps/rl
El aspirante presidencial Mario Abdo Benítez, segundo de derecha a izquierda, del Partido Colorado y su esposa Silvana López Moreira, derecha, posan para fotografías con su compañero de fórmula Hugo Velázquez y su esposa Lourdes Sama durante un mitin de campaña en Itagua, Paraguay, el jueves 19 de abril de 2018. (AP foto/Jorge Saenz)

ASUNCIÓN (AP) — Con actos bulliciosos, el oficialista Mario Abdo Benítez y el opositor Efraín Alegre, ambos de partidos conservadores, cerraron el jueves sus campañas con miras a los comicios generales del domingo en Paraguay.

Unos 4,2 millones de personas fueron habilitadas para elegir al mandatario número 65 del país desde 1844. Quien resulte ganador será el noveno desde que comenzó la etapa de democracia plena en 1989, cuando fue derrocado el dictador Alfredo Stroessner tras gobernar ininterrumpidamente desde 1954.

El actual jefe de Estado, Horacio Cartes, pugnará por un lugar en el Senado.

Alegre, líder conservador de la Alianza Ganar, reiteró que "mis palabras no se las llevará el viento: mi gobierno bajará el costo de la electricidad para los hogares".

En su discurso en una cancha de fútbol del pueblo Capiatá, en la periferia este de Asunción, Alegre aclaró que meterá "las manos en los bolsillos de los corruptos y esos recursos los llevaremos a la Ande", organismo estatal que administra el servicio eléctrico.

Además anunció que no impulsará el reclutamiento de jóvenes para el servicio militar, "sino que los llevaremos a las universidades". Así respondió a la propuesta de Abdo Benítez del oficialista Partido Colorado, quien afirmó: "Los jóvenes tendrán que hacer el servicio militar, volverán a los cuarteles".

Desde 1992, con la vigencia de la nueva Constitución rige la objeción de conciencia por razones religiosas para no hacer el servicio militar, figura jurídica que restó soldados a los cuarteles, según dijo a The Associated Press el analista político Ignacio Martínez.

Alegre, de 55 años, aseguró que eliminará el funcionamiento de la agrupación antiterrorista Fuerza de Tarea Conjunta, que desde 2013 combate a los guerrilleros en el norte. Argumentó que la FTC "persigue a los compatriotas y no hace nada contra el grupo armado".

En el pueblo Itauguá, distante apenas 10 kilómetros de donde estuvo Alegre, Abdo Benítez, de 46 años, manifestó que "no traicionaré a este Paraguay que lo construiremos con amor y no con odio. La gente está harta de peleas estériles entre políticos".

"Prometo que cuando sea presidente honraré el voto del pueblo fortaleciendo las instituciones para luchar contra los mayores vicios de la democracia: corrupción e impunidad", afirmó.

La veda electoral, que prohíbe todo tipo de propaganda, regirá desde el viernes hasta el domingo al finalizar las votaciones.

Además de mandatario y vicepresidente, serán elegidos 45 senadores, 80 diputados, 18 legisladores del Parlasur y 17 gobernadores departamentales para un periodo de cinco años. Las nuevas autoridades asumirán el 15 de agosto.