Canadá quiere que Proud Boys sea designado grupo terrorista tras disturbios en el Capitolio

Shweta Sharma
·2  min de lectura
<p>El líder del izquierdista Partido Nuevo Democrático pidió al gobierno liderado por Justin Trudeau que actúe con urgencia y desmantele el grupo</p> (EPA)

El líder del izquierdista Partido Nuevo Democrático pidió al gobierno liderado por Justin Trudeau que actúe con urgencia y desmantele el grupo

(EPA)

El líder del partido de oposición canadiense, Jagmeet Singh, ha condenado enérgicamente al grupo supremacista blanco de extrema derecha Proud Boys , y ha pedido al gobierno que prohíba la organización y los designe como grupo terrorista tras su participación en el asalto al Capitolio de Estados Unidos.

El líder del izquierdista Partido Nuevo Democrático (NDP), el cuarto más grande en términos de escaños en la Cámara de los Comunes de Canadá, Singh pidió al gobierno liderado por Justin Trudeau que actúe con urgencia y desmantele el grupo que, aunque tiene base en Estados Unidos, también tiene raíces en Canadá .

"Debemos actuar urgentemente para detener los brotes de odio aquí en Canadá prohibiendo y designando a los Proud Boys como una organización terrorista", dijo Singh en un comunicado. Agregó que "el odio no conoce fronteras" y se deben tomar medidas antes de que Canadá vea un incidente similar al ocurrido en Washington el miércoles.

El NDP también ha lanzado una petición pública para designar a los Proud Boys como grupo terrorista y prohibir sus actividades.

“Los Proud Boys ayudaron a ejecutarlo. Su fundador es canadiense. Operan en Canadá, ahora mismo. Y pido que sean designados como organización terrorista, de inmediato ”, dijo Singh.

La petición en el sitio web del NDP no proporciona un recuento en vivo de firmas, pero el Sr. Singh afirmó que había recibido un apoyo abrumador y que el sitio colapsó debido al tráfico intenso.

Singh también dijo que la culpa de la violencia en el Capitolio recaía en el presidente Donald Trump, y criticó a la policía por su aparente parcialidad en su respuesta ligera al ataque, calificándolo de "racismo sistemático".

Cuando se le pidió que condenara a los Proud Boys en un debate presidencial antes de las elecciones del año pasado, Trump le dijo al grupo que "retroceda y se mantenga al margen". La ambigüedad de esta declaración llevó a los miembros del grupo a celebrar en línea, creyendo que habían recibido el respaldo y la orden de prepararse para recibir más instrucciones del presidente.

El jefe de la pandilla Enrique Tarrio, de 36 años, fue arrestado el lunes por estar involucrado en el vandalismo de la propiedad después de que admitió haber destruido una pancarta de Black Lives Matter en una histórica iglesia afroamericana durante las violentas manifestaciones del mes pasado.

Los Proud Boys se jactaron de la violencia en el Capitolio de los Estados Unidos y celebraron su papel en el motín, calificado como un acto de “insurrección” por el presidente electo Joe Biden.

"Durante varias horas, nuestra fuerza colectiva tuvo a los políticos en Washington en absoluto terror. Los peones traidores (policías) también estaban aterrorizados", escribió un Proud Boy en la página de redes sociales Telegram del grupo.