Cambian los protocolos de cuarentenas y testeos: Uruguay medirá diferente los datos del Covid-19

·5  min de lectura
La típica rambla de Montevideo
Welcome Uruguay

MONTEVIDEO.- El Ministerio de Salud Pública (MSP) de Uruguay emitió ayer una ordenanza para modificar los protocolos de cuarentenas, testeo e ingresos hospitalarios. Los parámetros ahora pasarán a depender del estatus de vacunación de las personas. Con la implementación de las modificaciones, desde la cartera creen que será necesario modificar los “estándares de riesgo sanitario” debido a que los niveles de positividad se modificarán “sin ninguna duda” cuando se ponga en práctica la ordenanza.

Los cambios principales tienen que ver con los pacientes asintomáticos que estén en contacto con un caso positivo de Covid-19. Ahora, en lugar de hisoparse y guardar cuarentena preventiva, quienes cuenten con la pauta inicial de vacunación completa -dos dosis y 14 días posteriores- solamente tendrán que realizarse un test rápido de antígenos tras el contacto y otro de PCR a los cinco o siete días del anterior, pero se elimina la necesidad de guardar cuarentena durante ese período. En el caso de las personas vacunadas con refuerzo -tres dosis- estas no deberán hacer nada. Ni test antigénico tras el contacto, ni cuarentena, ni test PCR a la semana.

Desde el MSP subrayaron que estas nuevas medidas rigen únicamente para los pacientes sin síntomas de Covid-19 y que en el caso de los sintomáticos, más allá de que cuenten con dos o tres vacunas, serán necesarios los dos test y la cuarentena.

Para quienes no estén vacunados o tengan la pauta incompleta, las medidas siguen siendo las mismas cuando entren en contacto con una persona positiva al virus.

“Sabemos que la positividad va a aumentar y eso no nos tiene que asustar”, indicaron fuentes de la cartera a El País. Según la fuente, ahora se pasará a testear únicamente a la población que es propensa a contraer el virus y, por eso, “es lógico” que el porcentaje que determina cuántos de los test diarios son positivos será mayor “porque se achica el denominador” en esa división.

El presidente de Uruguay, Lacalle Pou
El País/GDA


El presidente de Uruguay, Lacalle Pou (El País/GDA/)

El índice de positividad que se incluye en los reportes diarios del Sistema Nacional de Emergencia (Sinae) actualmente se ubica cercano al 3%. Para los expertos y para las autoridades de la salud, ese porcentaje significa un parámetro clave para medir el riesgo sanitario. Cuando la cantidad de test positivos diarios superan el 5%, la capacidad de testeo, rastreo y aislamiento (tetris, por sus siglas en inglés) se descontrola; pero al estar por debajo, la pandemia está “bajo control”, según el criterio.

Uruguay tuvo su pico de positividad el 7 de abril de este año, cuando la cantidad de test positivos fueron el 29%. Fue el 10 de julio el primer día después de la ola de casos de Covid-19 en que esa cantidad estuvo por debajo del parámetro establecido por los expertos.

Debido a que ahora se harán menos test porque todas las personas con tres vacunas -que son el 42% de la población uruguaya- que no presenten síntomas de la enfermedad estarán eximidos de hisoparse aun en escenarios de contacto estrecho con un caso, la cantidad de test bajará sustancialmente. Además, el MSP entiende que esos test que se dejarán de hacer son en mayor medida negativos, por lo que los positivos serán un porcentaje mayor del total.

Además, según supo El País, hoy la mayor parte de los hisopados que se hacen a diario son a pacientes asintomáticos.

“El estatus vacunal juega un rol particularmente importante ahora. No se puede seguir manejando todo como si la situación fuera la misma que cuando no había vacunas”, indicaron desde Salud Pública.

Con respecto a los nuevos protocolos flexibles emitidos por el MSP ayer, el ministro Salinas hizo un comentario en Twitter. Una usuaria de la red social le escribió: “Señor ministro, mi hijo me pregunta si Papá Noel se tiene que hacer hisopado y cuarentena en todos los países donde tiene que dejar regalos, ¿qué le respondo?”. A lo que el jefe de la cartera de salud respondió: “Que vea la nueva normativa y se quede a vivir en Uruguay”.

Dar más refuerzos.

Las nuevas medidas sanitarias para testeo y cuarentenas se dan en un contexto en el que los científicos consideran que es “inminente” el ingreso de la variante ómicron a Uruguay, si es que aún no arribó y no fue detectada. Pero la lógica del MSP es otra.

Desde la cartera dijeron a El País que la exoneración de cuarentena y test para las personas vacunadas con tres dosis es “un gran incentivo” para que quienes aún no se dieron el refuerzo decidan hacerlo.

La revista The Economist publicó esta semana un ranking que indica cuáles son los países más protegidos contra la variante Ómicron. Uruguay se ubica en el segundo puesto de la lista que relevó la situación de más de 100 países, y el motivo principal detrás del buen posicionamiento es la cobertura vacunal con terceras dosis. En este sentido, las autoridades saben que es la mejor -si no la única- manera de combatir la nueva forma del virus. Y en las últimas semanas, la cantidad de refuerzos administrados bajó sustancialmente.

Además, por primera vez desde el 14 de julio, ayer en Uruguay se produjeron más de 400 contagios en 24 horas. Fueron exactamente 415 las personas detectadas con COVID-19. Sin embargo, desde la cartera no se manifestaron preocupados por el aumento de casos de los últimos días y la estrategia parece estar enfocada en dar más refuerzos de vacunación.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.