El calor extremo amenaza la producción de marisco en España

El aumento de la temperatura del agua disminuye la cantidad de oxígeno, lo que provoca la muerte de las especies