Calidad del aire de Florida Central obtiene un grado mixto de la Asociación Americana del Pulmón

·3  min de lectura

La Asociación Americana del Pulmón calificó la calidad del aire de Florida Central como con mucho margen para mejorar.

La evaluación se produjo como parte del 22º informe “Estado del aire” del grupo, que analiza la calidad del aire a nivel nacional y clasifica las áreas más limpias y sucias en términos de calidad del aire. El nuevo informe recopila datos de 2017 a 2019 como los más recientes disponibles con precisión verificada.

“El informe ‘State of the Air’ o Calidad del Aire de este año de la Asociación Americana del Pulmón concluye que el ozono de Orlando y la contaminación por partículas durante todo el año han empeorado”, afirmó el grupo. “Los niveles de ozono observados en Orlando pueden dañar la salud de todos nuestros residentes, pero ponen a nuestros niños, adultos mayores y personas que viven con enfermedades pulmonares en un riesgo especial”.

El ozono puede quemar los pulmones y la contaminación por partículas contiene pequeños paquetes de compuestos mortales. Ambos tipos de contaminación provienen de los automóviles, la industria y las centrales eléctricas.

Orlando no monitorea la calidad del aire, dejando esa tarea a la División de Protección Ambiental del Condado de Orange, que calificó el informe como incorrecto.

“El gobierno del condado de Orange no está de acuerdo con ninguna sugerencia de que la región tenga una mala calidad del aire”, dijo Denise Cochran, supervisora de programas de la división de apoyo al cumplimiento y compromiso estratégico, en una declaración preparada. “Los datos oficiales que recopilamos y que se informan a la Agencia de Protección Ambiental de EE. UU. muestran que la calidad del aire es buena y que cumplimos y, en la mayoría de los casos, superamos los estándares federales de calidad del aire ambiental”.

La asociación ha sostenido durante mucho tiempo que los estándares de la EPA no protegen lo suficiente, especialmente para aquellos que son más vulnerables a la contaminación del aire.

“Reconocemos que un área puede alcanzar el estándar bajo la ley, pero al mismo tiempo no obtener una calificación A de la Asociación Americana del Pulmón”, dijo Kevin Stewart, director de salud ambiental, defensa y políticas públicas del grupo.

“La Asociación Americana del Pulmón reconoce que incluso un día con mal aire puede ser demasiado para alguien que está en un grupo de alto riesgo”, dijo Stewart. “Puede hacer que alguien con asma tenga un ataque de asma, enviar a personas a las salas de emergencia o incluso matar a otras personas”.

La división ambiental del condado de Orange ha notado recientemente “tendencias preocupantes” en los niveles de ozono, que a partir de 2019, se acercaban a los límites de la EPA.

“Como resultado, estamos siendo proactivos y estamos tomando medidas para reducir la contaminación del aire y hacer que la calidad de nuestro aire sea aún mejor”, dijo Cochran.

Lugares como Honolulu, Hawái, Casper, Wyoming y Corning, Nueva York, se encuentran entre los 25 más limpios en cuanto a promedios anuales de contaminación por partículas, encontró el informe. Los estados del oeste, particularmente California, dominan de manera abrumadora las listas de aire más sucio del informe.

La calidad del aire de la región de Orlando no es ni la mejor ni la peor, incluso dentro de Florida, un estado bendecido por los vientos oceánicos vecinos.

Los condados de Orange y Seminole obtuvieron una calificación C por contaminación por ozono. Osceola obtuvo una D. En cuanto a contaminación por partículas, Orange, aunque se notó que tenía tendencia a empeorar, aún obtuvo una calificación A, al igual que casi todos los condados más poblados de Florida que recopilan datos del aire.

“Hay grupos grandes que corren un mayor riesgo de contaminación del aire, incluidos los niños, las personas mayores, las personas con enfermedades pulmonares y cardiovasculares crónicas, y luego están las poblaciones que viven en la pobreza, las personas de color y las personas que tienen antecedentes de tabaquismo“, dijo Stewart. “De ahí es de donde venimos en nuestro informe”.

* Esta historia fue publicada en el Orlando Sentinel por el periodista Kevin Spear . La traducción al español fue realizada por la periodista Ginayra Alvarado Villegas. La puedes contactar a galvarado@orlandosentinel.com.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.