La Cámara Federal aceptó como querellante a una organización que impulsa una denuncia por crímenes en Myanmar

·3  min de lectura
El premio al reportaje fotográfico fue para el equipo de la agencia REUTERS, con la cobertura del sufrimiento de los refugiados Rohingyas
Refugiados rohingyas - Créditos: @Hannah McKay

La Cámara Federal porteña aceptó como querellante a una organización que asiste a víctimas de delitos internacionales, en la causa abierta en los tribunales de Comodoro Py para investigar crímenes contra la humanidad ocurridos entre 2012 y 2017 en perjuicio de la comunidad rohingya, en Myanmar. La causa se abrió en Buenos Aires en base al principio de “justicia universal”.

Los camaristas Leopoldo Bruglia, Pablo Bertuzzi y Mariano Llorens revocaron este martes una decisión de la jueza de la causa, María Servini, y aceptaron como querellante a la organización Victim Advocates International, con sede en Países Bajos y representada por su presidenta, Eva Buzo, y su directora, Clare Brown.

Servini había archivado la denuncia que dio lugar a este expediente, pero los camaristas revocaron en noviembre del año pasado esa decisión: le ordenaron reabrir la causa e investigar lo denunciado.

Una madre refugiada rohingya y su hija
Una madre refugiada rohingya y su hija

Cuando ordenaron la reapertura del caso, los camaristas indicaron que los delitos denunciados en la causa “podrían ser de aquellos contemplados en diversas convenciones internacionales, tales como la Convención para la Prevención y Sanción del Delito de Genocidio y el Estatuto de Roma, en los que resultan punibles los crímenes de genocidio y de lesa humanidad”.

“Es obligación de todos los estados, por normas imperativas de derecho internacional, aunque sea una investigación preliminar que dé cuenta de actos lesivos que vulneren, en términos del Estatuto, ‘la paz, la seguridad y el bienestar de la humanidad”, dijo la Cámara Federal el año pasado, y agregó que “archivar las actuaciones, sin una mínima profundización de los acontecimientos denunciados, no podría ser admitido”.

”La nacionalidad de los integrantes de la asociación así como el lugar en donde ésta se haya constituido no debe ser óbice para su legitimación sobre todo cuando, como en el caso de esta causa, las conductas se investigan en nuestro país por imperio del principio de jurisdicción universal”, consideraron los jueces en el fallo que ahora incorporó como querellante a la organización.

Campamento de refugiados rohingyas
Campamento de refugiados rohingyas

Esta asociación se radicó en La Haya porque allí se encuentra “la sede de la Corte Internacional de Justicia y de otras fundaciones con objeto similar”, explicó Victim Advocates Internacional al apelar el rechazo de Servini a aceptarla como querellante. Además, sostuvo que aportó documentos “que daban cuenta de la voluntad de la Victim Advocates International de querellar en el país”.

En noviembre, la Cámara ya había aceptado como querellantes a un denunciante y a seis mujeres, quienes en una audiencia previa ante estos tres jueces y de manera remota, ratificaron haber sido víctimas de violaciones y tormentos, y contaron cómo fueron asesinados sus familiares. Ese fallo judicial fue mencionado por Antony Blinken, el secretario de Estado de los Estados Unidos cuando se refirió a los crímenes cometidos en Myanmar.

Niños refugiados rohingya en un campamento de refugiados en Bangladesh, el 27 de agosto del 2018
Niños refugiados rohingya en un campamento de refugiados en Bangladesh, el 27 de agosto del 2018

La denuncia fue presentada a finales de 2019 en los tribunales federales de Retiro por Maung Tun Khin, presidente de la Burmese Rohingya Organization UK (Brouk), radicada en la ciudad de Londres.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.