Buscador de metales en pueblo de Polonia encuentra artefactos de 2,400 años de antigüedad

Un hombre exploraba una zona del este de Polonia con un detector de metales en busca de objetos enterrados cuando de pronto, el aparato que usaba comenzó a sonar en un lugar, luego en otro y, por último, en un tercer sitio. Uno tras otro, el arqueólogo aficionado comenzó a descubrir diferentes tipos de artefactos.

El broche de 2,400 años de antigüedad.
El broche de 2,400 años de antigüedad.

El hombre, que prefirió mantenerse en el anonimato, descubrió tres artefactos cuando buscaba en un área cerca de Śniatycze, escribió el Departamento Provincial de Conservación de Monumentos de Lublin en Facebook el 21 de junio.

El extraordinario artefacto es un extraño broche o alfiler de 2,400 años de antigüedad. El objeto, de unas tres pulgadas de longitud, tiene dos secciones bien marcadas: una con aspecto de hongo y otra que recuerda la forma de un paracaídas.

.
.

En una foto puede apreciarse el oxidado artefacto de color parduzco. Al parecer, el broche se usaba como decoración, dijeron arqueólogos del Museo Zamość. Se cree que tenía una aguja que se usaba para atarse a cosas pero esta pieza se perdió.

Los expertos vincularon el extraño objeto con la cultura lusaciana, una cultura europea de la Edad de Bronce que solo se conoce mediante la arqueología. Es el quinto artefacto de su tipo descubierto en Polonia, agregaron los investigadores.

El explorador también encontró dos armas medievales. Los expertos identificaron una de ellas como un arma para lanzar hecha hace 700 años y la otra como un hacha de 500 años de antigüedad.

El hacha de 500 años de antigüedad.
El hacha de 500 años de antigüedad.

En varias fotos puede verse el arma parecida a una granada. El artefacto de hierro podría haber estado conectado a un soga y muestra evidentes indicios de uso.

En otra foto aparece el hacha medieval. A pesar del desgaste, los arqueólogos señalaron que el arma estaba bastante bien conservada.

Los artefactos se entregaron al Museo Zamość. Especialistas de la institución tienen planeado inspeccionar el área donde se encontraron los artefactos.

Śniatycze es una pequeña localidad en Lublin Voivodeship, a unas 180 millas al sureste de Varsovia, la capital del país, y cerca de la frontera con Ucrania.

Traducción de Jorge Posada