Breves de espectáculos

·2  min de lectura

Las salas de cine crecerán su aforo a 30% de su capacidad

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 13 (EL UNIVERSAL).- En sólo una semana, la Ciudad de México y Estado de México demostraron su importancia para la taquilla cinematográfica.

Del 1 al 7 de marzo, ya con los cines abiertos en ambas entidades, se contabilizaron 400 mil boletos vendidos, contra los 300 mil apuntados durante la última semana de febrero.

Es decir, uno de cada cuatro boletos vendidos se quedaron en dos lugares, cifra que pudo ser mayor, pero la cadena Cinemex, la segunda más grande el país, permanecerá, por decisión propia, con la cortina bajada al menos por dos meses más.

En este contexto las autoridades capitalinas permitirán que las salas crezcan su aforo de 20% a 30% al bajar contagios de la Covid-19.

Tendrá el mismo horario hasta ahora, por lo que su última función comenzaría a las 20:00 horas.

---XXX---

Un boleto a la ansiedad, el miedo y la esperanza

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 13 (EL UNIVERSAL).- Cuando se encienden las luces, queda el nervio en el cuerpo, la sensación de ansiedad y angustia mezclada con algo de esperanza, pues lo que acaba de pasar dentro del Teatro de los Insurgentes es similar a lo que ha ocurrido durante el último año en el mundo por la pandemia por Covid-19.

A partir de este viernes, México se convierte en el tercer país en estrenar "Blindness", una experiencia narrativa, sonora y luminosa basada en Ensayo sobre la ceguera, de José Saramago.

Esta instalación teatral inmersiva es una respuesta a la imposibilidad de los productores de teatro de abrir el telón como era costumbre antes de la pandemia, ofreciendo una experiencia que resulta tan impactante sensorialmente como catártica para aquel que entre a vivirla.

Cada función tiene acceso para 100 personas.

En la sala, personal del teatro conduce no a las butacas sino al escenario, donde están colocadas hileras de sillas colocadas de dos en dos y guardando distancia.

---XXX---

Influencer inglesa tratar de ser idéntica a Kim Kardashian

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 13 (EL UNIVERSAL).- A toda costa quiere ser como Kim Kardashian. La influencer inglesa Chaly D.N ha invertido cerca de 24 millones de pesos mexicanos y más de dos años de su tiempo para ser idéntica a su ídolo.

"La gente me dice que me parezco a Kim Kardashian cada minuto. Cada vez que me ven en la calle, en una fiesta o en cualquier lugar", comentó la modelo.

Reconoció que ha aprendido a vivir como la socialité e incluso en el Reino Unido: "Me detienen para tomar fotos todo el tiempo, me encanta la atención que recibo".

Aunque la mujer insiste en que nunca se ha sometido a una cirugía para parecerse a Kim, ha admitido haber recibido botox y rellenos, y afirmó que su cirujano incluso le dijo que estaba exagerando.