Bolsonaro lanza oficialmente su candidatura a reelección, dice que el Ejército está de su lado

·3  min de lectura
El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, lanza su candidatura presidencial a la reelección, en Río de Janeiro

Por Gabriel Stargardter

RIO DE JANEIRO, 24 jul (Reuters) -El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, inició el domingo su candidatura a la reelección en un acto de su partido en Río de Janeiro con un discurso centrado en Dios, las armas y la familia, mientras intenta remontar el liderazgo establecido por su principal rival, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva.

El derechista Partido Liberal (PL) designó a Bolsonaro como su candidato para la votación del 2 de octubre ante una audiencia de varios miles de personas en el estadio Maracanazinho de Río, un movimiento considerado como el inicio oficial de la candidatura de Bolsonaro bajo la ley brasileña.

La nominación se produce mientras el presidente sigue lanzando ataques infundados sobre la fiabilidad del sistema de voto electrónico del país, lo que pone en duda que acepte la derrota.

Si bien el presidente no tocó directamente esos temas el domingo -centrándose en cambio en posturas socialmente conservadoras populares entre su base-, su discurso estuvo cargado de elogios para las fuerzas armadas que, dijo, comparten sus preocupaciones.

"El Ejército está de nuestro lado", declaró a sus seguidores. "Es un Ejército que no acepta la corrupción, no acepta el fraude. Es un Ejército que quiere transparencia".

Con su imagen maltratada por la inflación, Bolsonaro ha perdido casi 20 puntos porcentuales en algunas encuestas con respecto a Lula, que gobernó la nación de 2003 a 2010 y sacó a millones de personas de la pobreza gracias a un agresivo gasto social durante un período de rápido crecimiento impulsado por el auge de las materias primas.

La popularidad de Lula ha caído en los últimos años debido a investigaciones de corrupción de alto nivel -pasó más de un año y medio en la cárcel debido a una condena por soborno que posteriormente fue anulada-, pero sigue siendo una figura relativamente admirada entre los brasileños.

Sin embargo, para los seguidores de Bolsonaro en el estadio, agitando banderas brasileñas y ataviados con la camiseta nacional de fútbol, la posibilidad de un regreso de Lula es inconcebible.

Los mayores abucheos se produjeron cuando Bolsonaro mencionó al Supremo Tribunal Federal de Brasil, cuyos miembros se han enfrentado a los aliados de Bolsonaro por sus denuncias infundadas de fraude electoral.

Vera Carvalho, una maestra de escuela de Río de 59 años, dijo que esperaba que no hubiera un golpe, pero que si lo hay, sería culpa de la izquierda por intentar instalar a un presidente corrupto.

"Espero que no haya uno, pero temo que pueda haberlo", dijo. "Lula tiene que volver a la cárcel. Es una alimaña".

El izquierdista Partido de los Trabajadores (PT) nominó oficialmente a Lula el jueves, mientras que el candidato de centro-izquierda Ciro Gomes, que se presenta en un lejano tercer lugar, fue nominado por el Partido Democrático del Trabajo (PDT) el miércoles.

En las próximas semanas, la ya tensa batalla entre los dos principales candidatos debería calentarse aún más. A mediados de agosto, Lula y Bolsonaro serán autorizados para realizar la mayor parte de la propaganda.

(Reporte de Gabriel Stargardter; reporte adicional de Ricardo Brito en Brasilia; Escrito por Gram Slattery; Editado en Español por Ricardo Figueroa)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.