Boris Johnson pierde el control del Parlamento: la oposición podrá legislar contra sus planes de Brexit

Miguel Fernández Molina

La oposición a Boris Johnson había prometido unirse con el objetivo de cambiar el guion al proceso del Brexit y lo ha conseguido. En medio de un maremagnum de corrillos, ruidos y reproches de ‘Mr Order’, el Parlamento británico ha aprobado, por 328 votos a favor y 301 en contra, iniciar el camino legislativo para evitar una salida del Reino Unido de la Unión Europea ‘a las bravas’.

Los contrarios al primer ministro, encabezados por los laboristas de Jeremy Corbyn, han tomado el control de la Cámara para, este miércoles, debatir y votar una ley que conmine al Gobierno a no acometer un Brexit salvaje, fórmula defendida por Johnson en caso extremo.

La reacción de un dolido Boris Johnson ha sido pasar de las amenazas de elecciones anticipadas ante la perdida de la agenda, al anuncio de la presentación de una moción para pedir ese adelanto electoral. “Si los Comunes imponen mañana la tercera prórroga, los ciudadanos tendrán que elegir quién irá a Bruselas como primer ministro”.

El ‘sí’ al adelanto de urnas también lo ha defendido Corbyn; por supuesto, con condiciones. En un tweet en el que se ha felicitado por haber derrotado a su oponente, ha asegurado que “apoyaremos una votación para convocar elecciones generales, para que la gente pueda decidir el futuro de nuestro país, una vez que el proyecto de ley para detener el Brexit sin acuerdo sea ley”.

En el argumentario del excéntrico jefe de Gobierno británico se ha venido repitiendo una misma sentencia día tras día: “Saldremos de la UE el 31 de octubre sí o sí”. Ni retrasos, ni más tiempos extra, y con acuerdo parlamentario o sin él. Al menos, ese ha sido su...

Sigue leyendo en El HuffPost