Hamás pide a Biden "corregir las políticas injustas" de EE.UU. con los palestinos

Agencia EFE
·2  min de lectura

Gaza, 7 nov (EFE).- El movimiento islamista Hamás, que gobierna de facto en Gaza, instó hoy al nuevo presidente electo de EE.UU., Joe Biden, a corregir "las políticas estadounidenses injustas" contra los palestinos, le llamó a anular el reconocimiento de Jerusalén como capital israelí y le pidió que retire de ahí su embajada.

"El pueblo palestino ha sufrido en las últimas décadas el sesgo de las administraciones estadounidenses a favor de la ocupación (Israel)" y el actual presidente, Donald Trump, y su Gobierno "fueron los más extremistas en apoyar" a Israel "a expensas de los derechos palestinos", declaró en un comunicado el jefe político de Hamás, Ismael Haniyeh.

La organización -considerada terrorista por EE.UU., Israel y la UE, entre otros- pidió también a Biden que acabe con el llamado "Acuerdo del Siglo", el polémico plan de paz para el conflicto palestino-israelí elaborado por la Administración Trump, que daba vía libre a la anexión de parte de Cisjordania ocupada.

La Yihad Islámica Palestina (YIP), otro grupo islamista con fuerte presencia en Gaza, declaró no tener expectativas de cambio ante la llegada a la Casa Blanca de Biden "por las amargas experiencias" sufridas por los palestinos con las anteriores administraciones estadounidenses.

Horas después de que Biden se erigiera como ganador de los comicios estadounidenses, no ha habido aún una reacción oficial pública de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) y de su presidente, Mahmud Abás.

Hanan Ashrawi, miembro del Comité Ejecutivo de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), sí celebró la caída de Trump en unas breves declaraciones por Twitter.

"¡América 'destrumpeada'! El mundo también necesita poder respirar", declaró en un tuit en el que instó a reflexionar "sobre el trumpismo", que "debe ser cuidadosamente analizado" para "restaurar el equilibrio humano, moral y legal dentro y fuera de EE.UU.".

También se pronunció Nabil Shaath, asesor de Abás, que aseguró que "la era Trump fue la peor", y que su final supone "un logro", según declaraciones recogidas por el digital Times of Israel.

El liderazgo palestino cortó sus vínculos con la Administración de EE.UU. después que Trump reconociera Jerusalén como capital israelí, un paso que rompió con el consenso internacional sobre la Ciudad Santa, cuya parte oriental ocupada es reclama por los palestinos como capital de su futuro Estado.

(c) Agencia EFE