Por un bombardeo israelí, murieron diez personas de la misma familia en Gaza

·1  min de lectura
El fuego sale de un edificio golpeado por un ataque aéreo israelí en la Franja de Gaza, el 13 de mayo, en medio de la escalada de violencia israelí-palestina
Twitter

Diez personas de una misma familia murieron este sábado en un bombardeo israelí en la Franja de Gaza, informaron fuentes médicas de este enclave palestino. Según precisaron, se trata de ocho niños y dos mujeres, todos pertenecientes a la familia Abu Hatab, quienes fallecieron en el campamento de refugiados de Al Shati al desplomarse el inmueble de tres pisos donde se hallaban.

Los gremios por ahora ponen el hombro, ¿y los piqueteros?

Por su parte, el ejército israelí anunció que -durante la noche- llevó a cabo al menos cinco bombardeos en el conjunto de la Franja de Gaza. Entre los objetivos, según un comunicado de ejército, se hallaba uno de los cuarteles generales de Taufik Abu Naim, comandante de las fuerzas de seguridad de Hamas; así como también varios “lugares usados para los lanzamientos de cohetes” al norte y al sur del enclave; y edificios de la “inteligencia militar” del movimiento islámico.

El último balance de las autoridades palestinas, registrado el viernes por la noche, informaba de 126 muertos (entre ellos, 31 niños) y de 950 heridos en los bombardeos que Israel lleva a cabo desde el lunes pasado en Gaza.

De no creer. Vuelve Alberto y se acaba la sandunga

Además, más de 2000 cohetes han sido lanzados desde Gaza contra el territorio israelí, donde han muerto nueve personas, entre ellas un niño y un soldado, y hay 560 heridos. Según el ejército, el escudo antimisiles “Cúpula de Hierro” ha interceptado aproximadamente el 90% de los proyectiles.

Pese a los llamados internacionales a favor de la desescalada, el ministro israelí, Benjamin Netanyahu, advirtió que su ejército infligirá “serios reveses” al movimiento “terrorista” Hamas, que controla el enclave de Gaza. “Lo están pagando y van a continuar pagando caro. Todavía no ha acabado”, subrayó.