El genial invento de un niño contra las inundaciones

Los sacos de arena han sido utilizados por muchos años para contener las aguas durante las inundaciones y proteger los campos de cultivo y las propiedades. El método no ha logrado evitar pérdidas millonarias en recientes desastres naturales en los Estados Unidos. Así que Peyton Robertson, un niño de 11 años, decidió buscar una mejor solución.

Peyton es muy joven, pero tiene una mente brillante. En el pasado ha demostrado ser un genio de las matemáticas y lo que más impresiona es su preocupación por resolver los problemas acuciantes de la humanidad con sus conocimientos. El niño creó una bolsa de arena más eficiente... que no usa arena. La idea parece un poco loca, como todas las ideas geniales, pero es una solución perfecta a un problema importante.

Las bolsas se llenan con sal y un polímero expandible que crece al entrar en contacto con el agua y sirve como barrera. En las pruebas que se han hecho esta bolsa ha arrojado mejores resultados que los sacos de arena tradicionales. Además la mezcla hace la bolsa ligera, fácil de almacenar y transportar.

El invento del pequeño que ha llamado SOS (Sandless Operational Sandbag) le valió el título de "2013 Top Young Scientist" en los Estados Unidos y el premio de Discovery Education 3M Young Scientist Challenge. Peyton recibió $25.000 y un viaje a Costa Rica por ganar este desafío científico, así que ya tiene los fondos necesarios para su próxima invención.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.