Publicaciones de blog de Boris Leonardo Caro

  • Los matrimonios dorados de China

    Cada año se celebran más de 13 millones de bodas en China (incluyendo Hong Kong, Macao y Taiwán). (Trent Strohm - Flickr)"El dinero no puede comprarme amor", dice una famosa canción de los Beatles, que se ha convertido en romántico mandamiento. Sin embargo, los chinos retan ese ideal del amor desinteresado. La próspera clase media del país asiático canta, en su intrincado idioma, un himno que celebra el enamoramiento solo cuando nace bendecido por una lluvia de oro. 

    Las nupcias más caras del mundo

    Cuarenta años atrás, cuando Mao Zedong reinaba aún sobre el “Imperio del Medio”, los casamientos exigían menos lujos. Antes de consumar la unión el hombre debía probar que poseía al menos una bicicleta, una máquina de coser, un reloj de pulsera y una radio. Tarea ardua en aquella época, no obstante, pues el precio de esos “cuatro grandes objetos” representaba el salario de varios meses para un trabajador.

    Hoy las esposas y sus familias no se conforman con tan poco. De acuerdo con un estudio publicado por la compañía de bienes raíces Vanke Chongqing, las dotes en la nueva China varían entre poco más de 1.000

    Leer más »de Los matrimonios dorados de China
  • ¿Por qué los gobiernos deberían entregar dinero a las mujeres?

    Bolsa Familia apuesta por la educación de los niños como remedio para la pobreza (Foto de AP/Silvia Izquierdo)¿Quiénes deberían administrar el dinero en el hogar? ¿Las mujeres o los hombres? Y si ese ingreso proviene de un programa gubernamental de ayuda, ¿a quién asignarlo? La experiencia exitosa del sistema Bolsa Familia en Brasil parece inclinar la balanza hacia el control femenino de las finanzas domésticas.

    Una mano para salir de la pobreza

    Bolsa Familia, junto a otros programas de bienestar social implementados por los gobiernos del Partido de los Trabajadores (PT), han sacado de la extrema pobreza a más de 36 millones de brasileños. Al parecer las mujeres que han decidido cómo utilizar los subsidios estatales no lo han hecho nada mal.

    El programa entrega como promedio 152 reales al mes (unos 65 dólares estadounidenses) a los hogares beneficiados. Esa cifra representa apenas la cuarta parte del salario mínimo en el país suramericano, pero las condiciones para las transferencias han potenciado el valor de la ayuda. Las madres, jefas de familia en el 93 por ciento de los casos, deben

    Leer más »de ¿Por qué los gobiernos deberían entregar dinero a las mujeres?
  • La relación entre un tsunami en la Amazonía… y el esmog en China

    La causa fundamental de las inundaciones podría ser la deforestación en los Andes (EFE/Martin Alipaz)Este año los bolivianos han sufrido las peores inundaciones de los últimos 100 años. En la cuenca del río Madera, el mayor afluente del Amazonas, las extraordinarias crecidas han perjudicado a alrededor de 60.000 familias de ese país suramericano. Del lado brasileño, donde el torrente cambia de nombre –Madeira, en portugués—, miles de personas padecen también los excesos del agua.

    Los ecologistas, el gobierno de La Paz, los empresarios y, por supuesto, los damnificados por el desastre, buscan un culpable. Pero las causas de este "tsunami" fluvial implican a más de un factor, y no siempre el vínculo entre un hecho y su consecuencia parece tan evidente para quienes viven aguas abajo.

    Muchas voces señalan a las hidroeléctricas de Jirau y San Antonio, cuya construcción cerca de la frontera entre Brasil y Bolivia provocaría un efecto de “tapón de bañera” sobre el Madera. Según los defensores de esta hipótesis, las represas que alimentan a ambas centrales no permiten la evacuación normal de

    Leer más »de La relación entre un tsunami en la Amazonía… y el esmog en China
  • ¿Internet nos hace más generosos?

    Las donaciones contribuyen a aliviar crisis humanitarias internacionales (AFP | Jorge Guerrero)Los mandamientos del humanismo ordenan dar al prójimo no las sobras de nuestra fortuna, sino aquello que apreciamos. Difícil encomienda en tiempos de estrechez económica, cuando cada centavo vale para cerrar las cuentas a fin de mes. Y sin embargo, en este mundo donde a veces parece que buscamos el norte en el ombligo, hay algunas señales de esperanza.

    Salvavidas en línea

    Según el más reciente informe eNonprofit Benchmarks Study, en 2012 los ingresos de las organizaciones sin fines de lucro, provenientes de donantes online, se incrementaron en 21% con respecto al año anterior.  En total esos grupos en Estados Unidos recaudaron cerca de 325 millones de dólares solo en Internet.

    Como promedio las donaciones puntuales también ascendieron de 60 a 68 dólares. Los programas de financiamiento mensuales, que permiten a las personas comprometidas con una causa entregar dinero con regularidad, crecieron a un ritmo considerable, en particular para las organizaciones ambientalistas –como

    Leer más »de ¿Internet nos hace más generosos?
  • Internet apaga la religiosidad en Estados Unidos

    (AP Foto/Pablo MartÍnez Monsivais)Las religiones organizadas pierden terreno en Estados Unidos. Las nuevas generaciones de norteamericanos, mejor educadas y con más información sobre la diversidad espiritual del planeta, desertan de las iglesias y congregaciones tradicionales. El uso creciente de Internet podría explicar, al menos en parte, este éxodo hacia la tierra de la no afiliación.

    Internet, educación y cambio generacional

    Una investigación del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) apunta a tres factores relacionados con el descenso de la fidelidad a las religiones dominantes en Estados Unidos (protestantismo, las diversas corrientes del cristianismo y el catolicismo).

    Según el investigador Allen Downey, el retroceso de la educación religiosa podría justificar al menos una cuarta parte de las deserciones. Las personas que crecieron en familias creyentes y asistieron a colegios con currículo religioso tienen mayores probabilidades de practicar la fe en la edad adulta. Pero desde la década de 1990 ha

    Leer más »de Internet apaga la religiosidad en Estados Unidos
  • Un muerto bajo el billar y otras leyendas de Cayo Hueso

    El bar Captain Tony's Saloon, un lugar mítico en Key West (Sam Howzit - Flickr)“Key West es un manicomio”. Eso le dijo Tony Tarracino al Chicano Tribune en 1990, meses después de haber ganado la alcaldía de esa ciudad. El pintoresco personaje, fundador del Captain Tony’s Saloon, también pudo haber afirmado que la isla era un cementerio habitado por fantasmas, o un pueblo donde la frontera entre lo legendario y la realidad se difumina como la huella de las olas sobre la playa.

    Tarracino timoneó durante cuatro décadas el bar que lleva su nombre, uno de los más célebres sitios de la Florida. Tras las paredes amarillas del viejo caserón, la historia enlaza a piratas, un horrible asesinato, huesos sin nombre y otros episodios que justifican su fama.

    La Dama de Azul y el árbol de los ahorcados

    La leyenda del Captain Tony’s Saloon comenzó en 1851, cuando se construyó una fábrica de hielo, que funcionaba también como morgue. Entonces el pueblo no superaba los 3.000 habitantes. Pero antes de ese establecimiento, otro hecho había determinado el destino macabro del lugar:

    Leer más »de Un muerto bajo el billar y otras leyendas de Cayo Hueso
  • La soledad, esa amiga de la muerte

    La soledad incrementa el peligro de fallecer precozmente. La soledad mata. Te apunta con un revólver en el centro de tus miedos, te arrincona, y antes de escuchar el disparo, mueres. ¿Literatura? No, investigaciones científicas han revelado que esta escena se repite en millones de hogares en el mundo. Aislados de sus semejantes, hombres y mujeres que un día vivieron, se consumen en una solitaria agonía.

    Se estima que en Estados Unidos alrededor del 40 por ciento de las personas se sienten solas, el doble que hace tres décadas. En el Reino Unido esa estadística ronda el 13 por ciento, mientras en la feliz Dinamarca el 24 por ciento de los hogares tienen un solo miembro. En los países del sur y el este de la Unión Europea menos del 10 por ciento de los habitantes prefieren prescindir de compañía.  

    Solos en la caverna

    Nadie conoce mejor los desiertos senderos de la soledad que John Cacioppo, director del Center for Cognitive and Social Neuroscience en la Universidad de Chicago. Él y su equipo han realizado los estudios más reveladores sobre las

    Leer más »de La soledad, esa amiga de la muerte
  • ¿Por qué reímos? Una pregunta simple con una compleja respuesta

    Los seres humanos reímos desde pequeños, aunque entonces no usamos la risa como en la adultez. En los momentos de júbilo y en las horas de tristeza, la risa nos acompaña, casi tan esencial como el oxígeno. Durante milenios los científicos se han preguntado “¿por qué reímos?”, sin hallar una respuesta definitiva. Las más recientes investigaciones desmontan algunos de los mitos en torno a nuestras saludables carcajadas.

    Ni tan graciosos, ni tan únicos

    Quizás no exista empleo menos comprendido que el de humorista. Presuntamente los cómicos practican un oficio fácil: hacernos reír. Sin embargo, no existe una teoría capaz de garantizar el éxito de determinado chiste, pues las reacciones del público dependen del contexto, la cultura y otros intrincados factores individuales. El humor no es una ciencia exacta.

    Sí, las ratas de laboratorio también disfrutan de las cosquillas y ríen. (Univ.Kioto/AFP | Takehito Kaneko)Según el psicólogo estadounidense Robert Provine, los humanos reímos casi siempre en circunstancias que difícilmente podrían catalogarse como graciosas. En observaciones realizadas para su libro “La risa: una investigación científica” (Laughter: A Scientific Investigation), este

    Leer más »de ¿Por qué reímos? Una pregunta simple con una compleja respuesta
  • La felicidad no produce hijos

    Las familias numerosas han disminuido ante la baja natalidad en los países desarrollados. Según el sentido común y la tradicional idea de la familia feliz, los hijos renuevan la felicidad en el hogar. Cada nuevo vástago alimenta las baterías de la dicha. ¿Cuántas veces ha repetido el cine la escena de la prole numerosa en torno a la mesa, encabezada por los abuelos venerables? Si tal imagen fuese exacta como una sencilla suma, la población de los países más prósperos debería crecer ad infinítum. Pero no ocurre así.

    Un picante anuncio de la agencia de viajes Spies Rejser, de Dinamarca, alertó sobre el descenso de la fertilidad en esa nación europea, celebrada como “el estado más feliz del planeta”. ¿Por qué los venturosos daneses no quieren procrear? ¿Hay alguna relación entre la felicidad nacional y la demografía? ¿Por qué las naciones menos dichosas exhiben elevadas cifras de nacimientos?

    La maternidad y la paternidad pueden causar mayor estrés a las parejas. Felicidad y fertilidad, una tormentosa pareja

    Todos los padres lo saben, aunque no todos se atrevan a reconocerlo públicamente. Bajo el brazo, los hijos no solo traen un pan de bonanza, sino también una cesta de sinsabores.

    Según un estudio de los investigadores Rachel Margolis y Mikko Myrskylä, la maternidad y la paternidad incrementan el trabajo doméstico, suelen disminuir la calidad de la relación entre los progenitores y pueden afectar el bienestar psicológico. Estos impactos negativos se acentúan entre las madres, sujetas a un mayor estrés, menos tiempo de entretenimiento y un incremento de la dificultad para conciliar el trabajo con la familia.  

    El texto, publicado en el archivo de la Biblioteca Nacional de Medicina de los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos (NIH/NLM), concluye que la felicidad se reduce con el número de hijos. No obstante, advierten Margolis y Myrskylä, esa influencia depende en gran medida de factores individuales y del contexto.

    Por ejemplo, en los países donde el Estado ayuda a las familias a asumir el costo de la descendencia, el arribo de un nuevo integrante puede hacer más felices a los padres. La situación opuesta sobreviene a los hogares de menos recursos. La alegría también cae entre los jóvenes menores de 30 años, mientras las personas cercanas a los 50 experimentan una notable satisfacción cuando están rodeados de hijos y nietos.

    Las mujeres suelen asumir el mayor peso en la crianza de los hijos, además de la carga laboral. Pocos, pero felices

    ¿Por qué entonces las parejas de Dinamarca y otros países desarrollados, protegidas aún por el Estado de bienestar, deciden tener solo un hijo, o ninguno? La respuesta podrían ofrecerla las mujeres.

    En las últimas décadas las mujeres en Occidente, especialmente en Europa y Norteamérica, han salido a conquistar su espacio en el mercado de trabajo. En las urbes modernas, donde se concentra la mayoría de la población, ellas mantienen con frecuencia sus viejas responsabilidades en el hogar, mientras tratan de realizarse como profesionales. La doble (o triple) jornada, llaman las feministas a ese extraordinario esfuerzo.

    Por otra parte, las redes familiares y comunitarias de apoyo se diluyen en la ciudad, lo cual obliga a las madres a depender de instituciones que no siempre resultan costeables.

    Ellas aportan hoy una parte considerable de los ingresos de las familias de clase media, el segmento más golpeado por las recientes crisis financieras y el estancamiento económico todavía evidente en muchos países. Con esa carga sobre sus hombros, ¿cómo exigirles que renuncien a trabajar temporalmente para entregarse a la maternidad?

    La tasa de fertilidad de los 10 países más felices del planeta –según la lista elaborada por Naciones Unidas en 2013—ilustra bien esta contradicción entre la dicha y la procreación: Dinamarca, Noruega, Suiza, Países Bajos, Suecia, Canadá, Finlandia y Austria no pasan de 11 nacimientos por cada 1000 habitantes. Islandia con 13.23 y Australia, con 12.28, se quedan muy por debajo del promedio mundial: 19.14. El debate sobre la baja natalidad en estas naciones avanzadas ha trascendido los muros del hogar y hoy se discute en círculos políticos y económicos.

    En el fondo del ranking de la ONU, la decena de países más desafortunados mantiene tasas entre 23 y 40 nacimientos por cada 1000 habitantes. Las causas de esta elevada natalidad van desde el acceso restringido a los métodos anticonceptivos hasta cuestiones culturales, a veces incomprensibles para los ciudadanos de Occidente.

    Pero entonces, qué responder a la interrogante del inicio: ¿los hijos nos hacen más felices, o no?

    Leer más »de La felicidad no produce hijos
  • El idioma del futuro

    Quizás el inglés sea también, a pesar de todo, la lengua del futuro (rustler2x4 - Flickr)¿Cuál será la lengua más utilizada en el mundo a mediados de este siglo? ¿El mandarín? No, a pesar del creciente poder económico y militar de China. ¿El español? Tampoco, si bien ha escalado como el segundo idioma más hablado en Estados Unidos. ¿El inglés entonces? Quizás, porque además de la influencia norteamericana, es lengua oficial en algunas prometedoras potencias emergentes como la India y Nigeria.

    Sin embargo, un estudio del banco de inversiones Natixis asegura que el idioma del futuro será… ¡el francés! Oui! La noticia ha provocado el entusiasmo de algunos medios en Francia y el asombro en cierta prensa anglófona. Afirmaciones tan inesperadas siempre atraen la curiosidad de los lectores. Pero detrás de esta algarabía, las previsiones parecen menos sensacionales para la “langue de Molière”.

    Pero la sensualidad del francés seguirá encendiendo la imaginación de muchos (Leandro Neumann Ciuffo - Flickr)Voulez-vous parler avec moi, ce soir?

    ¿Se acuerdan de Lady Marmalade? Los lectores más jóvenes recordarán mejor el track incluido en la banda sonora del film Moulin Rouge, en 2001, con

    Leer más »de El idioma del futuro

Paginación

(436 artículos)