Blanqueo: tras una catarata de críticas, el kirchnerismo aceptó cambios al proyecto y acelera la firma del dictamen

·4  min de lectura
El senador del Frente de Todos por la provincia de Neuquén, Oscar Parrilli
Senado de la Nación Argentina

Luego de que el texto sufriera severas críticas de parte de especialistas en materia tributaria, el kirchnerismo anunció que le introducirá modificaciones a los proyectos que debate el Senado y que crean un fondo para pagarle al FMI con los dólares que se recauden por la detección de bienes y dineros radicados en el exterior y que no fueron declarados ante las autoridades fiscales.

No obstante, la intención del Frente de Todos es trabajar contra reloj en los cambios en el texto para emitir dictamen este miércoles, cuando volverá a reunirse el plenario de las comisiones de Legislación General y de Presupuesto y Hacienda. El debate en el recinto quedaría recién para la primera semana de mayo, ya que en la próxima el Frente de Todos tendría algunos senadores de viaje y, por lo tanto, no contaría con los votos para aprobarlas.

Consejo de la Magistratura: el fallo de la Corte dejó en jaque a Sergio Massa y a Cristina Kirchner

Según dijo el oficialista Daniel Bensusán (La Pampa), presidente de la comisión de Legislación General, se negocia la presencia de funcionarios del Poder Ejecutivo para que defiendan la iniciativa. La oposición había pedido la comparecencia del ministro de Economía, Martín Guzmán, y de la directora de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont, pero ninguno de los dos estará disponible.

En la segunda jornada de debate, la primera fue antes de Semana Santa, los proyectos recibieron severas críticas. Tan certeras fueron que el kirchnerismo, siempre reacio a receptar propuestas de la oposición, terminó por aceptar algunas.

En ese sentido, fue lapidaria la intervención de la abogada Jimena de la Torre La exfuncionaria de la AFIP durante la gestión de Cambiemos dijo que tal como había sido presentado, el proyecto es un blanqueo, palabra que el kirchnerismo rechaza de plano, y que no tendrá efecto alguno en conseguir una mejor recaudación.

Más aún, la tributarista alertó sobre las graves consecuencias que podría tener el proyecto. Según De la Torre, tal como fue presentado el proyecto liberaba de cualquier persecución penal de cualquier delito precedente en el caso de que se tratara de fondos obtenidos por actividades ilícitas.

“Hoy está redactada (la iniciativa) de manera tal que si pago el 20% me quedo con el resto del ilícito. Me enriquecí traficando armas y como no me preguntan por el origen de esos fondos pago un 20% y quedo automáticamente liberada”, explicó la especialista, que hace pocos días fue elegida para el Consejo de la Magistratura por el estamento de los abogados.

La lógica fue tan clara que, minutos después, el kirchnerista Oscar Parrilli, uno de los impulsores de los proyectos, debió aclarar que entre las modificaciones que iban a introducirles a las iniciativas estaba la aclaración de que la presentación en el programa sólo eximía de las consecuencias por los delitos tributarios y fiscales cometidos.

Antes había expuesto Andrés Edelstein, especialista en materia tributaria del Consejo Profesional de Ciencias Económicas, quien también calificó como un blanqueo la propuesta del oficialismo. Más aún, dijo que era el más laxo de todos los aprobados hasta ahora.

“Si un sujeto tiene bienes no declarados y es sorprendido tiene que abonar un 110% de Ganancias, es decir una tasa del 38,5%, además de los intereses resarcitorios, multa por omisión, por defraudación, Bienes Personales. A cambio, el proyecto propone el pago de un aporte especial del 20% o del 35% si transcurre más de seis meses o del 50% si espera a que surja de una fiscalización”, explicó.

La Corte y una demostración de poder que no desata el nudo político

Minutos después, De la Torre terminó por descolocar a los senadores oficialistas que, incómodos con sus palabras, buscaban la forma de evitar caer en la definición de su propuesta como un blanqueo. Pero la abogada les fue cerrando las puertas a cada alternativa que buscó el kirchnerismo. Así, dijo que si fuera una sobretasa generaría mayor litigiosidad judicial. Si fuera una multa, no podría ser percibida por el Estado hasta que no haya un fallo de la Corte Suprema, agregó.

“ Hay que barajar y dar de nuevo con este proyecto. La ley así como está no sirve para nada, porque son muchos los artículos que hay que retocar ”, sentenció la abogada, quien le recomendó al oficialismo crear un fondo con asignación específica para pagarle al FMI con lo que recauden la AFIP y la UIF de bienes fugados al exterior.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.