Biden, Obama y Trump en cuenta regresiva de cruciales elecciones en EEUU

A tres días de las elecciones de mitad de mandato en Estados Unidos, el presidente Joe Biden y su antecesor Barack Obama instaron a votar para proteger la democracia estadounidense, durante mítines en Pensilvania, donde también el exmandatario Donald Trump pidió "salvar el 'sueño americano'".

Los demócratas Biden y Obama y el republicano Trump participaron en mítines en este disputado estado del noreste de Estados Unidos, antes de la votación del martes que sentará las bases de las presidenciales de 2024.

"La democracia está literalmente en la boleta electoral. Este es un momento decisivo para la nación y todos debemos hablar con una sola voz", dijo Biden en Filadelfia, cuna de la Constitución estadounidense a finales del siglo XVIII.

Todos los focos están puestos en Pensilvania, donde Mehmet Oz, un médico convertido en estrella de la televisión y apoyado por Trump, se disputa el escaño más peleado del Senado estadounidense con John Fetterman, el exalcalde demócrata de un pequeño pueblo.

De esa banca de senador muy posiblemente depende el equilibrio de poderes en la Cámara alta del Congreso, que decide sobre temas fundamentales para el país.

El 8 de noviembre, los estadounidenses están convocados a las urnas para renovar la totalidad de los 435 escaños de la Cámara de Representantes y un tercio del Senado en Washington. También están en liza varias gobernaciones y cargos locales.

- La democracia "en juego" -

Obama estuvo el mediodía del sábado en Pittsburgh, la gran ciudad industrial de Pensilvania, donde pidió al "primo Pookie" y al "tío Joe" --apodos cariñosos para denominar a los votantes no involucrados con la campaña-- dejar el sofá e "¡ir a votar!" por los demócratas.

"¡Te amo!", se escuchó entonces gritar a alguien entre la multitud. "¡Yo también te quiero, pero tienes que votar!", le respondió el exmandatario.

Por la noche, Obama volvió a llamar a las urnas.

"La democracia misma está en la boleta electoral. Hay mucho en juego", dijo con voz ronca, haciéndose eco de las palabras de Biden.

"Es muy importante que los demócratas permanezcan" en el poder, opinó un rato antes Jennifer Hahn, una psicóloga de 57 años mientras hacía una fila de cientos de metros para asistir al acto de Biden, Obama y Fetterman.

Para ella, "el cambio climático, la violencia armada y la violación de los derechos individuales" son los temas más cruciales en estas elecciones.

Jacqueline Smythe, una terapeuta de 30 años, dijo temer que sus derechos como mujer estén en juego si los republicanos recuperan el control del Congreso, luego de que la Corte Suprema, de mayoría conservadora, revocó en junio el derecho al aborto a nivel nacional.

"El Partido Republicano se está convirtiendo casi en una dictadura", afirmó.

- "Salvar el 'sueño americano'" -

Por la noche, en la pequeña ciudad de Latrobe, cerca de Pittsburgh, Trump pidió a los republicanos una votación aplastante contra los demócratas.

"Si quieren detener la destrucción de nuestro país y salvar el 'sueño americano', entonces este martes deben votar por los republicanos en una ola roja gigante", dijo, en alusión al color que tradicionalmente identifica al partido.

Después de una feroz campaña centrada en las críticas a la creciente inflación, los republicanos se muestran cada vez más confiados en sus posibilidades de arrebatarle al presidente demócrata sus mayorías legislativas en ambas cámaras.

Trump parece decidido a aprovechar este impulso para formalizar su candidatura a la presidencia para 2024 lo antes posible, quizás ya en la tercera semana de noviembre. Y todo indica que será con aires de venganza por su derrota de 2020.

"Necesitamos recuperar nuestro país", dijo antes del acto Shawn Ecker Gray, de 44 años, que llevaba una gorra con el eslogan de Trump: "Make America Great Again" (Volver a hacer grande a Estados Unidos).

"Amo a Trump porque apoya todas las cosas en las que creo", señaló de su lado Leslie Boswell, de 39 años.

Para los partidarios de Trump, una victoria republicana ahora ayudará a allanar el camino para que el magnate regrese en dos años a la Casa Blanca.

- Aborto e inflación -

Biden, que pronto cumplirá 80 años, ha dicho que quiere postularse nuevamente en 2024, pero la perspectiva no convence a todos los demócratas debido a su edad y a su impopularidad.

El presidente demócrata busca convencer a los votantes de que esta votación es decisiva en temas como el aborto o el matrimonio homosexual, sobre los que ha prometido legislar si obtiene sólidas mayorías en el Congreso.

El derecho al aborto a nivel federal ciertamente ha sido un tema central de la carrera en Pensilvania. La organización de planificación familiar Planned Parenthood dio su apoyo a la campaña de Fetterman en varias ocasiones.

Pero el aumento de los precios -de un 8,2% de media interanual- sigue siendo, por lejos, la principal preocupación de los estadounidenses.

"Los demócratas están preocupados", bromeó el republicano Oz. "La izquierda radical sabe que la dinámica está a favor" de los republicanos.

burs-nr/ad/cjc