Los Biden celebran el Cinco de Mayo con la primera dama de México

·2  min de lectura

Joe Biden y su esposa Jill celebraron este jueves en Washington el Cinco de Mayo con la primera dama de México, un "país amigo" que "no es el patio trasero" de Estados Unidos, sino "el delantero", en palabras del presidente estadounidense.

La batalla de Puebla en 1862, que marca la victoria del ejército mexicano sobre la legión francesa, que lo aventajaba en efectivos, "demostró la determinación y el coraje del pueblo mexicano e inspiró a otras ciudades", afirmó Jill Biden.

Ella fue la encargada de acompañar al jardín de la Casa Blanca a la primera dama de México Beatriz Gutiérrez Müller, con quien comparte, dijo, la pasión por la literatura, la poesía y la educación.

En un discurso, salpicado de bromas, el presidente elogió la relación con su vecino del sur.

"Estados Unidos y México son más que buenos vecinos, son verdaderos amigos, socios. Existe un vínculo inquebrantable fortalecido por nuestro respeto mutuo", afirmó. "Comparte historia y patrimonio, orgullo cultural, innumerables contribuciones de los mexicanosestadounidenses (...) Es sencillamente parte de la cultura estadounidense".

"No es nuestro patio trasero. Es nuestro patio delantero", reiteró Biden, quien conversó virtualmente la semana pasada con su homólogo mexicano Andrés Manuel López Obrador para hablar sobre todo de la crisis migratoria en la frontera entre los dos países.

"Somos una nación inmigrante" pero "la gente actúa como si no lo creyera", afirmó Biden, quien tras llegar a la Casa Blanca promovió una vía hacia la ciudadanía para millones de inmigrantes que no ha prosperado debido a la oposición del Congreso, en particular de los republicanos.

"Somos inmigrantes y esa es nuestra fuerza", recalcó, recordando que 25 de cada 100 alumnos estadounidenses hablan español.

Entre los aproximadamente 250 invitados, que lo interrumpieron varias veces para aclamarlo, figuraban el embajador estadounidense en México, Ken Salazar, y su par mexicano en Washington, Esteban Moctezuma.

La celebración del Cinco de Mayo es más popular en Estados Unidos que en México, donde suele limitarse a ceremonias oficiales en el estado de Puebla, y tiene poca repercusión a nivel nacional.

La Batalla de Puebla del 5 de mayo de 1862 "no fue decisiva", recordó Jill Biden, pero "fue una victoria del corazón".

Francia acabó imponiendo el Imperio Mexicano, dirigido por Maximiliano de Habsburgo.

erl/gm

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.