Biarritz: Mejor Película a "Workers" de mexicano José Luis Valle

La comedia negra anticonformista "Workers" del director mexicano José Luis Valle ganó este sábado el premio a la mejor película del Festival de cine de América latina de Biarritz (suroeste de Francia).

Primer largometraje del realizador mexicano nacido en El Salvador, la película recibió el "Abrazo", máximo galardón de este festival, al término de las deliberaciones del jurado.

"Estoy contento por partida doble", dijo Valle a la AFP por correo electrónico desde Busán, en Corea del Sur, donde se encuentra para presentar su película. "Los reconocimientos siempre son un gran estímulo para lo que sigue. En mi caso, para la película que estoy preparando".

Filmada en la turbulenta Tijuana, "Workers" se estrenó este año en el Festival de Berlín y ya había recibido el premio a la mejor película mexicana en el festival de Guadalajara.

Narra con ironía dos historias paralelas: la de un trabajador que a la hora de jubilarse descubre que no cobrará pensión y la de la empleada de una millonaria obsesionada con el perro, a quien lega su fortuna al morir.

Además de Corea del Sur, Valle había adelantado esta semana en una entrevista con AFP en Biarritz que el filme también será presentado en Lausana (Suiza).

"Lo que me interesa es ver cómo dialoga con los distintos públicos, cómo funciona con la sensibilidad de la gente en Suiza, Argentina o México", dijo.

Cada público le aporta su propia lectura: "En Berlín hubo una lectura súper política: ¡Se pensaron que era un manifiesto anarquista!". "No era esa mi intención", aclara, pero admite que "tiene varias capas de lectura".

José Luis Valle es además autor del documental "El milagro del Papa" (2009) y está preparando como residente de la Berlinale un largometraje que sucede durante la guerra civil salvadoreña, que terminó hace más de dos décadas.

Cuenta la historia del secuestro por la guerrilla de quien resulta ser uno de los hombres mas ricos del mundo. "Fue un secuestro por error y la película es una comedia negra. En vez de hacer una película de guerra, tremendista y con discursos, es mas bien una comedia".

"A mí lo que no me gusta, es lo obvio. Ni en la vida, ni en el cine", comentó el director. "La guerra para mí, como yo la vi de chico, era muy absurda, y yo quiero preservar esa sensación y esa mirada", explica Valle.

"Trato es ser lo mas fiel posible a como soy yo. Tranquilo, pausado, con una mirada sobre el mundo que aunque no lo quiera, es un poco irónica. Entonces hago comedias medio diluidas, muy raras, pero con toque humorístico". Esa es también la tonalidad general de "Workers".

Tras su éxito en Biarritz, Valle seguirá presentando su filme en otros festivales. Paradójicamente, el largometraje no despertó hasta el momento demasiado interés entre las distribuidoras mexicanas.

"Esperemos que el premio despierte algo de interés en los distribuidores mexicanos, que hasta ahora la han ignorado", comentó Valle desde Corea del Sur, donde la buena noticia lo sorprendió de madrugada.

"Los festivales --explicó Valle en la entrevista anterior-, son el primer círculo donde se mueven el tipo de películas como la mía. El mercado está copado por productos de consumo masivo. Es como el tema de los subsidios estatales, sin los cuales este tipo de cine no subsiste".

Por otra parte, el Premio del jurado del Festival de Biarritz fue para la película "El Tío" del chileno Mateo Iribarren, protagonizada por Ignacio Santa Cruz, sobre la aventura de montar una obra de teatro en el Chile actual sobre el tío del actor, el controvertido Jaime Guzmán, consejero del dictador Augusto Pinochet.

Lisandro Rodríguez recibió el premio al mejor actor por su papel en "La Paz" (Argentina) del director Santiago Loza, que explora con ironía el conflicto interior de un joven de clase media y su relación con la empleada boliviana de su casa. La actriz Lisa Owen recibió el premio a la interpretación femenina por "Los insólitos peces gato" (México).

El premio del público recompensó en Biarritz a "7 cajas", primer largometraje de Juan Carlos Maneglia y Tana Schembori (Paraguay). El premio del sindicato de la crítica fue otorgado a "El verano de los peces voladores" de la chilena Marcela Said.

El "Abrazo" al mejor documental fue para "El impenetrable", rodado en el Chaco paraguayo por el argentino Daniele Incalcaterra, y una mención especial recompensó a "Madera", retrato de un excombatiente y su mujer, dirigido por Daniel Kvitko (Cuba). El premio del público al mejor documental fue para "Ensayo de una nación", de Alexis Roitman (Argentina).

La fresca "Solecito", una historia adolescente de amor y ruptura, del colombiano Oscar Ruiz Nava, recibió por su parte el "Abrazo" al mejor cortometraje. El segundo premio en ese apartado recompensó a "La Noria" de Karla Castañeda (México), sobre la historia de un padre que perdió a su hijo.

El director mexicano José Luis Valle en el Festival Internacional de Biarritz el 2 de octubre pasado

Cargando...