Ben Affleck se refugia en sus hijos tras conocer el nuevo romance de su ex Lindsay Shookus

HOLA.COM

El amor no le sonríe, pero sus hijos sí. Ben Affleck ha encontrado en sus tres pequeños, Violet, de 13 años, y Seraphina, de 10, y su hijo Samuel, de 7- nacidos de su matrimonio con Jennifer Garner- la mejor medicina para seguir adelante tras romper el pasado mes de abril con la productora del programa Saturday Night Live, Lindsay Shookus, con quien mantuvo una relación intermitente desde 2017. 

VER GALERÍA

Ben Affleck junto a sus hijos Seraphina y Samuel

Sin pareja por el momento y alejado de los focos, el actor, que superó un proceso de rehabilitación tras confesar su adicción al alcohol, conocía estos días que Lindsay podría haber encontrado de nuevo el amor en otro galán de Hollywood, el actor Jon Hamm. Unas fotos de su ex acudiendo a un espectáculo de Broadway junto al protagonista de Mad Men hicieron saltar todas las alarmas sobre un posible romance, aunque por el momento ninguno de los dos protagonistas se han pronunciado al respecto, ni Ben tampoco.  “Los dos se sentaron uno al lado del otro y Jon estaba justo al lado del pasillo. ¡No estaban escondiendo nada!”, contó un testigo al medio digital US Weekly. “Lindsay y Jon no dieron muchas muestras de afecto en público, pero definitivamente hubo algunas bromas coquetas. Lindsay giró la cabeza para hablar con Jon antes del espectáculo, durante el intermedio y después del espectáculo. Ella siempre estaba sonriendo y parecía que estaba disfrutando de sus conversaciones con Jon”, agregó la misma fuente, quien incluso contó el caballeroso gesto que tuvo Hamm al pararse a comprar una bebida a la productora. 

VER GALERÍA

Ben Affleck junto a su hija Seraphina

Ben Affleck rompe su silencio con una emotiva carta tras abandonar rehabilitación

Ben Affleck reconoce que sigue queriendo a Jennifer Garner

Horas después de la publicación de las imágenes de su ex, Ben Affleck acudía a recoger a sus hijos al colegio y horas después les llevaba a un partido de fútbol, dejando claro, que ahora su prioridad, no es ni el amor, ni el cine, sino sus hijos, así como su exmujer, Jennifer Garner, con quien es habitual verle compartiendo planes familiares y una de las personas que más le han apoyado a la hora de rehabilitarse.