Benín celebra elecciones legislativas con participación de la oposición

Los electores de Benín votaron el domingo para escoger a un nuevo Parlamento, en unos comicios marcados la autorización de la participación de la oposición, tras cuatro años de ausencia.

Se trata de una prueba clave para este pequeño país de África del Oeste, antaño considerado un modelo democrático, donde el presidente Patrice Talon favoreció el desarrollo económico, según sus seguidores, pero erosionó la democracia, según la oposición

Sin embargo, las principales figuras de la oposición están detenidas o en el exilio.

La calma predominó el domingo en las calles de Cotonú, capital económica, donde las tiendas y mercados estaban cerrados, según observaron periodistas de la AFP.

Los colegios electorales cerraron a las 16H00 (15H00 GMT), aunque se produjeron numerosos retrasos a lo largo de esta jornada electoral, en que no hubo una gran participación.

Se espera que los resultados sean anunciados la próxima semana.

Las últimas elecciones legislativas, en 2019, estuvieron marcadas por la violencia, una abstención récord y el corte total de internet, algo muy poco común en Benín.

La oposición no pudo participar debido al endurecimiento de las reglas de los comicios.

Esta vez, siete partidos políticos, de los que tres se presentan como oposición, fueron autorizados a presentarse.

Pero los dos principales adversarios de Talon --el constitucionalista Joël Aïvo y la exministra de Justicia Reckya Madougou-- están en prisión, condenados a 10 y 20 años de cárcel.

Talon, un empresario multimillonario, fue elegido en 2016 y reelecto en 2021.

En este tiempo lanzó numerosas reformas políticas y económicas para encarrilar al país en las vías del desarrollo. Pero esta modernización estuvo acompañada por una erosión democrática, según la oposición.

jmh-aml/cpy/es/eg/eb/an