"Un Bayern Munich-Boca": Infantino no quiere el quiebre de Europa, sino un Mundial de Clubes ampliado

LA NACION
·4  min de lectura
Gianni Infantino y Claudio "Chiqui" Tapia, presidente de la AFA; el titular de la FIFA siempre miró para Sudamérica y elogió a los talentos que surgieron en la región
Fuente: Archivo

Gianni Infantino, presidente de la FIFA, sorprendió este jueves a varios medios suizos con una frase que involucró a Sudamérica en su construcción global de torneos a nivel Mundial: "Como presidente de la FIFA, me interesa el Mundial de Clubes, no la Superliga europea. Para mí, no se trata del Bayern de Munich contra el Liverpool, sino del Bayern contra Boca Juniors". Infantino pretende organizar el primer Mundial de Clubes para 2022 y en China. La frase tiene un porqué, y enseguida desde la Argentina fue utilizada por los fanáticos xeneizes en las redes sociales.

Es que el máximo representante de la FIFA podría haber utilizado como símbolo el nombre de Flamengo, el último campeón de la Copa Libertadores en 2019, u otros grandes equipos de Brasil como Palmeiras, Cruzeiro o Corinthians -aunque los últimos no pasan por un momento prometedor- o ejemplificar con River, que de la mano de Marcelo Gallardo se transformó en un equipo copero o Independiente, por su historia pasada. Pero no, Infantino nombró a "Boca".

Argentina-Paraguay: la FIFA anunció que se jugaba en Santiago del Estero y después cambió por la Bombonera

Hace tiempo que Infantino tiene en mente organizar un Mundial de Clubes que vaya mucho más allá de los últimos que se disputaron en Abu Dhabi o Japón. "Sueño con 24 equipos", es el deseo del presidente de la FIFA. La primera edición de la nueva Copa Mundial de Clubes se iba a disputar en China en junio próximo, pero la idea fue pospuesta indefinidamente debido al efecto dominó de la pandemia de coronavirus que todavía hoy golpea a todo el mundo.

Infantino reaccionó con esta idea cuando le preguntaron sobre la oposición de la UEFA (Unión de Clubes Europeos) para el Mundial de Clubes. Europa quiere seguir potenciándose dentro de Europa. Y por eso, en dirección contraria a Infantino, Europa pretende crear una Supercopa Europea que podría hasta reemplazar la actual Champions League. Todo nació después de que trascendiera que el Manchester United y el Liverpool planeaban crear una Premier League Europea, que sería una liga con los más grandes de Europa. Pero Infantino intentó llevar tranquilidad diciendo que la FIFA respalda el Mundial de Clubes ampliado.

Los informes surgieron a medida que continúan las negociaciones entre clubes, ligas, federaciones nacionales y la UEFA sobre la forma futura de la competición europea de clubes a partir de 2024. Entre los que impulsa la idea está Florentino Pérez, presidente de Real Madrid.

Infantino no acompaña el deseo de Europa. Y explayó su idea para potenciar a los clubes de la Conmebol: "Liverpool tiene 180 millones de fanáticos en todo el mundo. Flamengo tiene 40 millones de fanáticos y 39 millones están en Brasil. Liverpool tiene quizás cinco millones de fanáticos en Inglaterra y 175 millones de fanáticos en todo el mundo. Quiero que los clubes de fuera de Europa tengan un atractivo mundial en el futuro. Esa es mi visión: tener 50 clubes y 50 selecciones nacionales que puedan convertirse en campeones del mundo. En el futuro quiero que los equipos no europeos también tengan una atracción mundial", expresó en declaraciones a medios suizos que fueron reproducidas por Sky News.

¿Por qué no le gusta la idea de Europa a Infantino? El presidente del organismo rector del fútbol dijo que una Superliga de este tipo "inevitablemente se volvería aburrida".

Se informó que el Manchester United era uno de los clubes en conversaciones sobre la nueva liga separatista, pero su vicepresidente ejecutivo Ed Woodward distanció al club de las posibles propuestas de la Premier League europea, pero insistió en que cualquier reestructuración del fútbol inglés también se ocuparía de la pirámide más amplia.

¿Sin Boca-River? 2020 puede quedar atrás sin superclásicos oficiales ni amistosos

En una llamada con los inversores del club, Woodward dijo según reprodujo Sky News: "Siempre habrá un intenso debate sobre cualquier cambio en la estructura del fútbol, tal como lo hubo antes de la formación de la Premier League hace 28 años. Ahora, en esta coyuntura crítica para el juego, debemos asegurarnos de que se refuerce el gran éxito de la Premier League al tiempo que nos aseguramos de que la pirámide del fútbol más amplia continúe prosperando en un entorno de medios que cambia rápidamente".

Infantino siempre elogió los talentos que surgieron en la región de Sudamérica, y el nuevo torneo podría tener entre 4,5 o 5 plazas para los equipos sudamericanos en el primer Mundial de Clubes que se dispute en China.

Esta será la puja que se viene. Europa pretende seguir compitiendo con Europa, mientras que Gianni Infantino, presidente de la FIFA, busca repercusiones más globales. Y, en esa búsqueda, quiere incluir también a Sudamérica.