En el barrio natal de George Floyd, la temporada de protestas acaba en las urnas

Por Brad Brooks
·3  min de lectura
Imagen de archivo de personas animando al voto en un centro de sufragio temprano en Houston, Texas, EEUU.
Imagen de archivo de personas animando al voto en un centro de sufragio temprano en Houston, Texas, EEUU.

Por Brad Brooks

HOUSTON, 1 nov (Reuters) - Dexter Faircloth avanzaba por las calles del Tercer Distrito de Houston, el histórico barrio negro donde nació y se crió, gritando saludos y haciendo una pregunta urgente.

"¡¿Todos votan ?! ¿Lo hicieron?" gritó repetidas veces a la gente Faircloth, de 35 años, que sonrió cuando lo reconocieron mientras recorría el área el fin de semana pasado.

Faircloth, un entrenador corporativo, dice que siempre ha sido un defensor de su comunidad. Pero ese papel se volvió más urgente cuando su amigo y nativo local George Floyd murió en mayo, después de que un policía blanco de Mineápolis hincó una rodilla sobre su cuello durante casi nueve minutos.

La cólera del verano boreal y las demandas de justicia por la muerte de Floyd se transformaron en una gran participación de votantes negros en algunas partes del país. Eso es especialmente cierto en el Tercer Distrito, donde las esperanzas de cambio han energizado a muchos en los últimos días de la carrera entre el presidente republicano Donald Trump y el demócrata Joe Biden.

La votación anticipada en los tres colegios electorales del Tercer Distrito aumentó más del 650% comparado con 2016, según datos de la Oficina del Secretario del Condado de Harris.

"Mira, hombre. Votar no es el final de todo. Es solo el comienzo", dijo Faircloth. "Pero le estamos diciendo a la gente: 'Si quieres un cambio, así es como empiezas a cambiar las cosas'".

El Tercer Distrito, un mosaico de viejas casas de madera, bodegas y peluquerías con escaparates pintados a poco más de un kilómetro de los rascacielos del centro de Houston, alberga algunas de las joyas de la corona de la ciudad para la cultura afroamericana, incluida la Texas Southern University.

Floyd, que jugó al fútbol americano y al baloncesto en la universidad, fue mentor de los niños del vecindario y les alentó con su optimismo, recuerda Faircloth. Los residentes del Tercer Distrito se enfurecieron por la forma brutal en la que murió, en una imagen que fue capturada en video y dio la vuelta al mundo.

"Ver ese video fue casi como si estuviéramos viendo a esclavos siendo golpeados en la vida real", dijo Faircloth. "En lugar de látigos, las armas eran una rodilla y una placa".

Los votantes con los que habló Reuters en el Tercer Distrito y alrededores dijeron que salieron de las protestas no solo más políticamente activos, sino también confiados en que pueden hacer oír sus voces.

"Se siente como si estuviéramos en una nueva era de los Derechos Civiles", dijo J.D. Fontenot, estudiante de farmacia en la Texas Southern University.

La parvularia Veronica McClendon, de 53 años, nacida y criada en el cercano Quinto Distrito, dijo que "la injusticia racial que estamos viendo, que había sido subliminal pero que ahora se manifiesta abiertamente, está dejando en claro a la comunidad negra que tenemos que salir y votar".

"Votaremos por George", afirmó Arnetta Taylor, de 46 años, durante una campaña puerta a puerta de Faircloth y dos miembros de la fraternidad Alpha Phi Alpha Black. "También votamos por Breonna Taylor. Estamos votando por muchos negros que han sido asesinados de esta manera".

(Editado en español por Carlos Serrano)