Barnier pide una moratoria de 3 a 5 años a la inmigración en Francia

·2  min de lectura

París, 9 may (EFE).- El excomisario europeo y figura de la derecha francesa Michel Barnier pidió hoy una moratoria de tres a cinco años en la llegada de nuevos inmigrante.

"Pienso que en este país hay que decidir una moratoria en materia de inmigración", afirmó Barnier, en una entrevista conjunta con varios medios franceses, en la que indicó que esa medida podría extenderse "de tres a cinco años".

"Hace falta tiempo para verificar, evaluar y, si es necesario, cambiar los procedimientos y las prácticas", añadió.

Aclaró que la moratoria afectaría también a los reagrupamientos familiares, antes de "partir de cero" en una reforma integral del sistema migratorio francés.

Sin embargo, recalcó que deben mantenerse las puertas abiertas a los estudiantes extranjeros y que "debemos respetar" el derecho de asilo.

Barnier, ministro francés en cuatro ocasiones, en una de ellas de Asuntos Exteriores con los presidentes Jacques Chirac Y Nicolas Sarkozy, fue también comisario europeo de Mercado Interior y hasta marzo pasado fue responsable de la Unión Europea para la negociación del brexit y la implantación de los acuerdos de salida del Reino Unido de la UE.

A sus 70 años, este antiguo senador y eurodiputado, está intentando posicionarse como un posible candidato que unifique a la derecha y tenga posibilidades de llegar a la segunda vuelta en las elecciones presidenciales del año próximo.

Tras terminar el 31 de marzo su compromiso con la negociación del brexit y sus flecos, Barnier ha vuelto al escaparate político francés con una serie de entrevistas en la mayoría de los medios nacionales y la publicación, el pasado jueves, de sus diarios personales sobre el brexit, bajo el título "La gran ilusión".

La moratoria a la inmigración es una de las propuestas clave de la líder ultraderechista Marine Le Pen.

Hasta ahora, todos los sondeos de intención de voto indican que el actual jefe del Estado, el liberal Emmanuel Macron, y la propia Le Pen serían los dos candidatos más votados en la primera vuelta de las presidenciales de 2022, con lo que se disputarían la Presidencia en la segunda ronda, mientras que los aspirantes conservadores y de izquierda no tendrían posibilidades.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.