Barcos con fertilizantes rusos se dirigen a Brasil pese a sanciones

·2  min de lectura

Por Ana Mano

SAO PAULO, 18 abr (Reuters) - A pesar de la preocupación de que las sanciones contra Rusia causen una escasez de fertilizantes en Brasil, datos preliminares de envío muestran que se están cumpliendo los pedidos y que los barcos se dirigen al país, lo que podría permitir una temporada normal de siembra de granos.

Se espera que al menos 24 barcos que transportan casi 678.000 toneladas de fertilizantes rusos desde los puertos del país lleguen a Brasil en las próximas semanas, según datos preliminares de envío compilados por Agrinvest Commodities y vistos por Reuters el lunes.

A pesar de las sanciones contra Rusia después de su invasión a Ucrania, los datos muestran que 11 de los 24 barcos partieron de puertos, incluidos San Petersburgo y Murmansk, después del 24 de febrero, cuando comenzó la guerra. La mayoría lleva cloruro de potasio que se usa en los campos de soja y maíz.

Brasil depende de las importaciones de fertilizantes.

El Pebble Beach, con una carga de cloruro de potasio de 35.000 toneladas, fue el último en salir de Rusia el 4 de abril en ruta al puerto de Vitoria en el sureste de Brasil, mostraron los datos.

Un operador de fertilizantes dijo que los acuerdos aún eran posibles ya que las unidades extranjeras de las empresas rusas continúan cumpliendo con los pedidos, mientras los bancos que no han sido afectados por las sanciones occidentales procesan los pagos.

Las importaciones totales de Brasil de fertilizantes y materias primas utilizadas para fabricar nutrientes para las plantas aumentaron un 24,57% a 9,795 millones de toneladas en el primer trimestre, según datos del grupo de la industria Siacesp. Las importaciones de cloruro de potasio aumentaron un 41,75% a 3,080 millones de toneladas.

Estos volúmenes muestran que Brasil siguió comprando pese a que los precios se dispararon y la guerra amenazó con interrumpir las ventas de empresas en Rusia y Bielorrusia. Los retrasos o la falta de fertilizantes pondrían en peligro la temporada de cereales de verano de Brasil que comenzará en el último trimestre de 2022.

Los tres principales proveedores de cloruro de potasio a Brasil en el primer trimestre fueron la canadiense Canpotex, cuyos accionistas son Mosaic y Nutrien, Potash Company de Bielorrusia y UralKali de Rusia, según Siacesp.

Mosaic, la noruega Yara y la brasileña Fertipar fueron los tres principales importadores del químico, con un total combinado de 1,3 millones de toneladas entre enero y marzo, según los datos.

Fertilizantes Tocantins, propiedad de la empresa privada rusa Eurochem, también importó unas 231.753 toneladas de cloruro de potasio en el período, lo que representa un 7,52% del total.

(Reporte de Ana Mano, Editado en Español por Manuel Farías)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.