Barbosa niega respuesta a periódico tras dicho sobre el Covid-19

PUEBLA, Pue., marzo 26 (EL UNIVERSAL).- "No voy a tener opinión y menos al Sol de Puebla", dijo durante conferencia de prensa el gobernador de Puebla, el morenista Luis Miguel Barbosa, tras ser cuestionado por el diario local sobre las reacciones que generó al asegurar que el coronavirus ataca principalmente a la "gente acomodada" y aseveró que los pobres son "inmunes" al Covid-19.

Ante la actitud que tomó el mandatario estatal, el director de "El Sol de Puebla", Serafín Salazar Arellano, dijo entender la molestia del gobernador por el alcance a nivel nacional que tuvieron sus declaraciones, sin embargo, indicó que eso no justifica que quiera frenar el derecho de información a sus lectores.

"Nos hemos distinguido por un trato profesional, serio, certero y eso mismo hicimos ayer, un intento periodístico de una información sumamente relevante ante la crisis sanitaria que estamos viviendo a nivel nacional e internacional", dijo en entrevista con EL UNIVERSAL.

Cabe mencionar que "El Sol de Puebla" fue uno de los primeros medios en difundir la declaración del gobernador, y fue éste material el que se compartió más veces en diversos medios de comunicación.

"Fuimos uno de los primeros que difundió esto, y nosotros le pusimos sello al video que es de ellos (gobierno de Puebla) para subirlo a nuestras redes. Y en varios medios nacionales aparecía el video con nuestro sello… Es parte o mucho de lo que le molestó al gobernador", dijo el director de El Sol de Puebla.

Salazar Arellano indicó además que tras haber difundido el video donde el gobernador hizo las "desafortunadas declaraciones", el gobierno de la entidad editó otro video para borrar lo dicho por el mandatario, acción que el medio también hizo del conocimiento público para evitar ser acusados de haber manipulado el material.

El desdén de Barbosa hacia el medio local no ha sido el único, pues el director de este diario asegura que han sido varias las veces en que el gobernador rechaza las preguntas de sus reporteros.

Aunque al periódico no se le ha restringido o negado el acceso a eventos del gobierno de Puebla, Salazar Arellano indica que esta actitud por parte del mandatario puede ser el comienzo de una política personal en contra del diario, "si llegara a ocurrir, lo que haremos será denunciar de forma puntual y enérgica". Por lo que aseguró que continuarán trabajando como lo han hecho desde hace 76 años.