¿Barbijo dentro de casa? Qué opinan los infectólogos sobre el consejo de Vizzotti y Quirós

María Nöllmann
·4  min de lectura
Carla Vizzotti: "Necesitamos usar el barbijo, aun con la gente que queremos, que confiamos, y aun con la que vivimos"
Ministerio de Salud

A modo de proponer una ampliación de las medidas de cuidado contra el coronavirus, durante la conferencia de prensa de esta mañana, la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, sumó una nueva recomendación a la lista de consejos básicos para evitar la diseminación del virus. Además de la ventilación de los ambientes, el distanciamiento social y el uso de tapabocas fuera del hogar, la funcionaria recomendó que este último objeto de protección también sea utilizado en el interior de la casa, incluso cuando las personas reunidas allí sean convivientes. Esta sugerencia, que fue apoyada por la autoridad sanitaria porteña, fue matizada por médicos infectólogos consultados por LA NACION.

“Ahora viene el invierno y vamos a tener más reuniones y situaciones en espacios cerrados. Es ahí donde necesitamos usar el barbijo, aun con la gente que queremos, que confiamos, y aun con la que vivimos. Porque si vamos a salir a hacer diferentes actividades, podemos tener contacto con alguien asintomático o con alguien que empieza con síntomas en las próximas 48 horas, y tenemos riesgo de contraer el virus”, enfatizó la ministra nacional. Asimismo, fuentes de la cartera sanitaria de la ciudad afirmaron a LA NACION que el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, apoya la recomendación.

Gente con barbijo
Augusto Famulari


Además de colocarse el barbijo al salir a la calle y en ámbitos laborales, ahora proponen su uso dentro del hogar (Augusto Famulari/)

Consultado sobre el tema, el doctor Martín Stryjewski, jefe de Internación del Cemic y miembro de la comisión directiva de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), afirmó que dada la delicada situación epidemiológica por coronavirus en el país la recomendación de utilizar tapabocas dentro de la casa es acertada para los hogares donde viven personas mayores de 65 años o con alguna enfermedad de riesgo. En el resto de los casos, afirma, la medida es difícil de cumplir e incluso “no tan necesaria”.

“Hasta ahora, no lo estábamos recomendando, excepto en hogares donde hay una persona aislada por Covid. Sin embargo, debido al contexto que estamos viviendo creo que usar barbijo en la casa es una opción más para maximizar los cuidados, especialmente cuando hay personas de riesgo, aunque la medida es poco agradable y de difícil ejecución”, afirmó el especialista, quien recordó que la mayoría de las transmisiones de coronavirus ocurren puertas adentro.

Trotta: “Las restricciones no deben comenzar por el cierre de las escuelas”

Laura Barcan, médica infectóloga del Hospital Italiano y miembro de la SADI, en tanto, relativizó aún más la propuesta de Vizzotti: “El riesgo de contagio ahora es mucho más alto, pero si las personas que conviven son pareja y duermen juntos, esta medida no tiene sentido. Tampoco es imprescindible en los casos donde las personas convivientes son jóvenes sin factores de riesgo”, opina.

En la conferencia de hoy, la ministra de Salud de la Nación destacó también que el cumplimiento de las medidas de prevención son fundamentales para poder mantener funcionando la escolaridad y la actividad económica, que son consideradas prioritarias. Y agregó: “Ahora, con el invierno, va a ser más difícil hacer actividades al aire libre. Entonces, trasladar los cuidados a los interiores es muy importante”.

Barbijos y distancia, ayer, en el Alto Palermo
Barbijos y distancia, ayer, en el Alto Palermo


Barbijos en ámbitos de alta concurrencia, una medida útil de prevención

En esta misma línea, Elena Obieta, médica infectóloga y miembro de la SADI, enfatizó: “Si no podemos garantizar que estamos todos dentro de casa, el que sale debe intentar tener más cuidados cuando llega de la calle, como mantener el distanciamiento social con hijos y padres convivientes. El barbijo es una buena herramienta que puede utilizarse si uno quiere acercarse a sus familiares”.

El uso del barbijo dentro de la casa, según Martín Hojam, médico infectólogo del Hospital Rivadavia y miembro de la SADI, es recomendable solo en hogares donde las personas convivientes no tienen la posibilidad de mantener el distanciamiento social y la ventilación correspondientes. “Si los miembros de la familia circulan por distintos lugares donde existe riesgo de contagio, dentro del hogar hay que cumplir con medidas de cuidado, que son el distanciamiento y la ventilación. Si no es posible, el barbijo es una opción, una medida complementaria”, afirmó. En caso de que dentro de la casa trabaje por horas una empleada doméstica, agregó, los cuidados deben ser los mismos.