Baked Alaska, acusado por atacar al Capitolio, va a cárcel por 30 días tras agredir a un guardia en Arizona

·2  min de lectura

El supremacista blanco y personalidad de internet Baked Alaska, quien ya enfrenta cargos por unirse al ataque del 6 de enero al Capitolio de los Estados Unidos, fue sentenciado a 30 días en la cárcel el jueves por rociar con gas pimienta a un guardia de seguridad en un club nocturno de Scottsdale, Arizona, en otoño del 2020.

Los fiscales habían buscado una sentencia de seis meses para el sujeto, cuyo nombre verdadero es Tim Gionet.

Un juez local optó por un castigo más leve, pero aun así consideró necesario que pasara un tiempo en la cárcel, y dijo en la corte el jueves: “Si eso no convence a alguien de enmendar su forma de actuar, no estoy seguro de qué más lo hará”.

En la corte, los abogados de Gionet minimizaron la gravedad del ataque, y argumentaron que el gas pimienta fue “removido con leche” y que las autoridades ya vigilaban de cerca a Gionet debido a los cargos en su contra en el caso del ataque al Capitolio.

“No es como que no tiene supervisión y puede andar por ahí y hacer lo que él quiera”, dijo el abogado de Gionet.

El presentador de Internet, quien antes tuiteó acerca de enviar judíos a la cámara de gas y fue un orador en la notoria manifestación de supremacistas blancos de Charlottesville en 2017, no irá a la cárcel todavía. Sus abogados planean apelar la sentencia así que es probable que evitará ser encarcelado por el momento.

En noviembre, un tribunal de la ciudad condenó a Gionet por cargos de allanamiento de morada, alteración del orden público y agresión, después de que roció con gas pimienta a unguardia de seguridad en diciembre de 2020.

Gionet también enfrenta cargos por presuntamente vandalizar una exhibición de Hannukah en el capitolio del estado de Arizona.

Sin embargo, sus cargos más graves se derivan del ataque al Capitolio del 6 de enero, donde Gionet hizo una transmisión en vivo mientras entraba al edificio del Capitolio, un registro de video que ha ayudado a los funcionarios federales a identificar y arrestar a docenas de otros presuntos participantes en el ataque.

La personalidad de Internet se grabó a sí mismo durante casi media hora dentro del Capitolio, según los fiscales, donde se le podía ver mientras alentaba a otros alborotadores a quedarse y acosaba a un oficial de policía, llamándolo un “rompe juramentos”.

Baked Alaska enfrentará su próxima audiencia en la corte en el caso del Capitolio el 17 de febrero. Aun a finales del 2021 no se ha declarado culpable en el caso del 6 de enero, aunque sus abogados han dicho que confían en que lo encontrarán no culpable si el asunto va a juicio.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.