De Baja California a Yucatán: Áreas Naturales Protegidas Marinas, reprobadas, según Oceana México

·4  min de lectura

Todas las Áreas Naturales Protegidas Marinas en México, desde Baja California hasta Yucatán, están reprobadas, y por lo tanto, fallan en su objetivo de conservar manglares y arrecifes, según una investigación de Oceana México.

Las Áreas Naturales Protegidas son grandes extensiones de tierra, mar o ambos que son seleccionadas y definidas legalmente para ser conservadas, así como a las especies de plantas y animales que ahí viven. En el país hay 182, de ellas, 39 son marinas y costeras.

Entérate: Los tiburones están “funcionalmente extintos” en varios arrecifes del mundo: estudio

Entre ellas se encuentran Cabo Pulmo, el Arrecife Alacranes, el Delta del Río Colorado, los Arrecifes de Sian Ka’an, las Bahías de Huatulco, Los Petenes, las Islas Marías y el Sistema Arrecifal Veracruzano, entre otras.

Oceana México revisó los programas de manejo, prohibición de actividades dañinas, evaluación y desempeño, mejora pesquera, suficiencia presupuestaria y gobernanza. Específicamente, se investigó la condición real de los arrecifes y el nivel de cambio de uso del suelo en zonas de manglar.

De acuerdo con su investigación, el actual sistema de Áreas Naturales Protegidas ha demostrado no ser eficiente en la conservación de hábitats de importancia crítica para la vida marina como lo son los manglares y arrecifes.

Dos Áreas Naturales Protegidas se encuentran en el rango crítico, 29 en rango mal como Programa de Manejo, es decir, están decretadas así en el papel, pero en la práctica están fuera del buen manejo y conservación. Se hallaron siete en rango regular, y solo una en rango bien. Ninguna alcanzó un rango perfecto.

Por otro lado, señala el informe, los ejes de evaluación y desempeño, mejora pesquera, suficiencia presupuestaria y gobernanza salen reprobados, con la totalidad de Áreas Naturales Protegidas en estado crítico, lo cual es evidencia de que su sistema en su conjunto carece de las herramientas necesarias para garantizar la protección de los hábitats marinos.

Estos indicadores han sido tomados como ejemplo de buenas prácticas, que han considerado estándares internacionales propuestos por Oceana como requisitos mínimos que deben cumplirse.

Lee: “Somos la última generación que puede revertir la acelerada extinción de especies

Sobre la dimensión de la conservación de hábitats críticos se observó que el estado de conservación del arrecife se encuentra entre regular y mal para 15 Áreas, mientras que, por el contrario, el manglar se encuentra en su mayoría entre regular y muy bien con 14 Áreas, y solo dos en mal estado.

Para Oceana México, si las áreas protegidas marinas ya enfrentaban grandes problemas, estos se han multiplicado en intensidad y capacidad destructiva con la llegada de crisis ambientales como el calentamiento global, la acidificación de los océanos, la masiva contaminación por plásticos, el declive de las pesquerías, el blanqueamiento de los corales o el aumento de zonas costeras muertas por contaminación de agroquímicos.

“Las Áreas Naturales Protegidas enfrentan presiones sin precedentes y nuestro sistema no está a la altura de la protección que se demanda”, señala.

Al analizar las razones por las cuales se observa un deterioro creciente de manglares y arrecifes en las Áreas Marinas Protegidas, se encuentran todo tipo de obstáculos: cambio ilegal de uso de suelo, sobrepesca, turismo masivo, pesca ilegal, por mencionar algunos.

Además, destaca Oceana México, las leyes actuales no son suficientes para garantizar la protección de los hábitats, recuperar la abundancia de los océanos y proteger la riqueza natural de México. Uno de los principales problemas es que los proyectos en los programas de manejo no tienen metas específicas, medibles, alcanzables ni temporalmente definidas.

Oceana concluye que es necesario e impostergable fortalecer la manera en que el Estado mexicano regula y controla lo que ocurre en mares y costas.

Ante este escenario, propone que la Comisión Nacional de Áreas Protegidas (CONANP) tenga la autoridad para regular todas las actividades que tengan efectos acumulables e impacto sobre otros procesos ecológicos en las áreas que administra (por ejemplo, la pesca). Es decir, “darle dientes” a esta comisión para defender el medio ambiente marino.

Otras propuestas incluyen:

  • Aumentar el número de Áreas Naturales Protegidas y así proteger territorios más amplios.

  • Contar con Áreas Naturales Protegidas que tengan objetivos claros y medibles.

  • Regular y transparentar la pesca en las Áreas Naturales Protegidas. Actualmente no sabemos cuánto se pesca en ellas.

  • Un presupuesto que alcance y sea estable.

  • Que las comunidades puedan decidir sobre las Áreas Naturales Protegidas, sobre los proyectos que afectan su modo de vida y sus recursos.

Aquí puedes consultar el informe completo: ANP Marinas, insuficientes para proteger manglaresy arrecifes

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El cargo De Baja California a Yucatán: Áreas Naturales Protegidas Marinas, reprobadas, según Oceana México apareció primero en Animal Político.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.