Bélgica retira la residencia al imam marroquí de la mayor mezquita del país

·2  min de lectura

Bruselas, 13 ene (EFE).- El Gobierno de Bélgica ha retirado el permiso de residencia al imam de nacionalidad marroquí de la mayor mezquita del país, situada en la comuna bruselense de Molenbeek, al considerarle una amenaza para la seguridad.

"Queremos enviar una señal. El que siembra el odio, divide nuestra sociedad y constituye una amenaza para nuestra seguridad, no es bienvenido en nuestro país. Ni hoy, ni en años futuros", ha declarado este jueves a la televisión pública flamenca VRT el secretario de Estado de Asilo y Migración, Sammy Mahdi.

El imam Mohamed Toujgani de la mezquita Al Khalil, que no tiene nacionalidad belga, recibió en octubre la orden de abandonar el país y tiene prohibido regresar durante diez años, según la decisión tomada por el Ejecutivo federal después de que los servicios policiales alertaran de "signos de grave peligro para la seguridad nacional".

El Gobierno sostiene que el plazo de apelación de esa decisión ha expirado, extremo que no comparte el abogado del imam, quien señala que su cliente tiene esposa e hijos en Bélgica, señala la cadena VRT.

El religioso ya ha abandonado el país, agrega ese canal, que recuerda que Toujgani no domina ni el francés ni el neerlandés pese a llevar en Bélgica desde 1982 y señala que es una "personalidad muy influyente de la comunidad islámica" aún siendo un desconocido para el gran público.

El barrio de Molenbeek donde está situada la mezquita es el mismo en el que se creó la célula yihadista que en 2015 atentó en París asesinando a 131 personas en varios ataques simultáneos y que meses después mató a otras 34 personas en sendos atentados contra el aeropuerto y el metro de Bruselas.

"En el pasado, hemos dado demasiada margen de maniobra a los predicadores radicales. Este hombre fue probablemente el predicador más influyente de Bélgica", agregó el secretario de Estado.

En 2019 resurgió un polémico vídeo grabado diez años antes en el que el imam llamaba a quemar judíos, a los que denominaba "sionistas opresores".

Toujgani predicaba un islam "muy conservador", según la cadena VRT, que le sitúa en la órbita del movimiento político-religioso de los Hermanos Musulmanes.

El canal añade que los servicios de seguridad belgas consideran que es "esencialmente pacífico pero, a largo plazo, apunta a una progresiva islamización de la sociedad".

Esa cadena agrega que las fuerzas de seguridad de Bélgica relacionan al imam con el espionaje en beneficio de Marruecos.

Agrega que Toujgani, que es presidente de la Liga de imanes marroquíes de Bélgica, tiene "vínculos con el Gobierno marroquí", según testimonios de su entorno recabados por VRT.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.