Aviones chinos sobrepasan la ADIZ tras la solicitud de entrada al CPTPP, según Taiwán

·3  min de lectura

Pekín, 24 sep (EFE).- Taiwán aseguró hoy que 24 aviones de combate chinos sobrepasaron la Zona de Identificación de Defensa Aérea (ADIZ) después de que la isla solicitara incorporarse al Acuerdo Progresivo e Integral para la Asociación Transpacífica (CPTPP), algo a lo que Pekín se opone "categóricamente".

Según la cartera de Defensa taiwanesa, se trató de dos incursiones el jueves en el suroeste de la isla en las que participaron cazas J-16 y J-11, aviones-radar KJ-500, aviones de reconocimiento Y-8 y bombarderos H-6K.

La Fuerza Aérea isleña emitió advertencias por radio y movilizó unidades hasta que los aviones chinos abandonaron la ADIZ taiwanesa, que no está definida ni regulada por ningún tratado internacional.

La cifra de aviones militares chinos que se adentran en la ADIZ taiwanesa ha aumentado en los últimos meses, según Taiwán, y esta última incursión se produciría después de que la isla solicitara el miércoles incorporarse al CPTPP, uno de los mayores acuerdos comerciales del mundo, al que China también había pedido unirse este mes.

El representante comercial taiwanés John Deng aseguró el jueves que Taiwán busca unirse al CPTPP antes de que lo haga China y que, de lo contrario, la isla afrontaría dificultades para su adhesión.

Asimismo, la presidenta taiwanesa, Tsai Ing-wen, pidió ayer en las redes sociales el apoyo de Japón para incorporarse al CPTPP, que entró en vigor en diciembre de 2018 y engloba a once países -entre ellos, México, Perú, Chile, Australia y Nueva Zelanda-.

Por su parte, China, que reclama la soberanía de Taiwán y la considera una provincia rebelde para cuya reunificación no ha descartado el uso de la fuerza, se opuso el jueves "categóricamente" a que la isla pueda incorporarse al CPTPP o "a cualquier tratado u organismo internacional".

Expertos citados por la prensa china opinaron hoy que los países firmantes del pacto no deben "proporcionar ningún tipo de plataforma" que "aliente actos independentistas taiwaneses", y que la adhesión de la isla a pactos internacionales bajo el nombre de China-Taipéi, tal y como ocurrió en 2001 al unirse a la Organización del Mundial del Comercio (OMC), ha de contar con la aquiescencia de Pekín.

El experto Tang Yonghong, de la Universidad de Xiamen, comentó al diario Global Times que la solicitud taiwanesa es "una farsa" y que el gobernante Partido Progresista Democrático taiwanés busca "aferrarse a Estados Unidos y Japón para unirse contra China".

"Japón podría usar a Taiwán como baza negociadora con China para obtener réditos. Otros estados del pacto, como Canadá, seguirán a Estados Unidos. Pero Singapur, Vietnam o Brunei, que tienen estrechos vínculos con China, no desafiarán a Pekín", pronosticó.

Por su parte, expertos taiwaneses aseguraron hoy a la prensa local que la solicitud taiwanesa llega "a tiempo" y que la isla debe también salvar otros obstáculos para su adhesión como el veto en vigor de la isla a la importación de productos japoneses procedentes de las zonas afectadas por el desastre nuclear de 2011.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.