El Boeing 737 convertido en una villa de lujo con vistas a una playa de Bali

En la Isla de los Dioses, cerca de la playa de Nyang Nyang (Bali), un alojamiento llama la atención por encima de todos lo demás. Se trata de un avión reconvertido el alojamiento de lujo en el que alojarse cuesta varios miles de euros la noche. Según publica La Stampa, pertenece a un exagente del KGB y un emprendedor y viajero.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un contenido no disponible por tus preferencias de privacidad

Uno de los propietarios es Félix Demin. El otro, Alexander Lebedev, exagente de la KGB y uno de los hombres más ricos de Rusia, según Forbes. Su fortuna, informa el citado medio italiano, asciende a 3.100 millones de dólares (3.228 millones de euros). Lebedev y Demin unieron dinero e ideas y así crearon lo que en La Stampa definen como “la primera villa vacacional del mundo en un acantilado a 150 metros sobre el océano en la Isla de los Dioses".

En declaraciones recogidas por el mencionado diario, Demin explicaba que “mi socio, el exbanquero Alexander Lebedev, ha invertido en el proyecto Private Jet Villa, una villa-hotel en un viejo Boeing 737 apoyado en una roca que hemos transformado en una elegante villa privada, sin perder nada de la estructura del propio avión. Mi objetivo es crear hermosos espacios y momentos significativos que enriquezcan la vida de los huéspedes, ofreciendo la experiencia inolvidable de vivir en un lugar único”.

Desde hace poco más de un mes, la villa está disponible para ser alquilada a través de Booking, donde la sitúan “en el distrito de Pecatu de Uluwatu, a 800 metros de la playa de Nyang Nyang, a 2,2 km de la playa de Nunggalan y a 2,6 km de la playa de Suluban”. Además, añaden en la descripción que “el establecimiento cuenta con piscina privada y aparcamiento privado gratuito”.

Entre las comodidades que ofrece está contar con aire acondicionado, una cocina totalmente equipada, dos dormitorios independientes, dos baños y una sala de estar. El desayuno es a la carta, tiene unas vistas de postal y bañera de hidromasaje.

En cuanto al precio, depende de la época del año y el número de noches, pero, para hacerse una idea, la estancia de la noche del 24 al 25 de febrero a través de Booking sale a unos 6.000 euros, con desayuno incluido.

Más historias que te pueden interesar:

EN VÍDEO | La 'Starliner' de Boeing consigue acoplarse de forma autónoma en la Estación Espacial Internacional