Autos 0km: empieza a regir la nueva escala de impuesto interno y hay sobreprecios

iProfesional
·4  min de lectura

La nueva escala del impuesto interno empieza a regir desde hoy para los vehículos 0km, la cual se divide en dos niveles. Para aquellos que tengan un valor que supere los $2.500.000, será de 20%; mientras que la segunda escala será para los vehículos con un precio superior a los $4.455.000, y será de 35 por ciento.

Este cambio impactará en muchos 0km que hasta ahora estaban contenidos para que no los afecte el gravamen, pero finalmente deberán modificarse. También provocará un incremento de precio en algunos modelos que estaban "topeados", y que aprovecharán para aplicar una suba que llegue al nuevo límite.

Pero más allá de esta medida, los precios de los 0km se "mueven" todos los días y la falta de oferta hace que cada vez sean más los sobreprecios que se aplican en los concesionarios.

iProfesional hizo un relevamiento para corroborar los precios de diferentes autos, SUV y pick ups, y en ningún caso lo informado por los vendedores coincidió con lo que se publica en las páginas oficiales de las marcas y en los listados de precios que envían mensualmente.

Volkswagen Nivus, con alta demanda y poca oferta.
Volkswagen Nivus, con alta demanda y poca oferta.

Volkswagen Nivus, con alta demanda y poca oferta.

El caso más llamativo es el Volkswagen Nivus: mientras que la versión Comfortline, de entrada de gama, tiene un valor sugerido de $2.090.950, el valor en los concesionarios oficiales es de $2.790.000.

No solo eso, en caso de querer la versión más equipada, la Highline, mientras que el valor oficial es de $2.884.000, los puntos de venta ya la comercializan con impuesto interno: el precio que piden es de 3.720.000 pesos. Es decir, unos $836.000 de diferencia.

Por ejemplo una Chevrolet Tracker LTZ, que tiene un valor de $2.249.900, pero el precio real en los puntos de venta es de $2.600.000. Es decir, unos $400.000 por encima del valor real. Por otro lado, en los concesionarios ya aclararon que a partir de marzo será afectada por el impuesto interno y su precio saltará los 3 millones de pesos. Por eso muchos de ellos prefieren esperar antes de cerrar la operación.

Siguiendo con los SUV, algunos de los modelos más demandados del mercado, también hay modificación en los valores en el caso de Jeep, y por un Renegade con caja manual, que tiene un precio de lista de $2.041.000, se están pidiendo desde los $2.200.000 en adelante, de acuerdo al stock del concesionario.

Otro modelo sobre el cual iProfesional realizó un relevamiento es sobre el Peugeot 208, uno de los más vendidos del segmento chico en los últimos meses. En este caso, el sobreprecio en tres puntos de venta consultados es de $200.000 para todas las versiones. El valor real del Active es de $1.882.400, y el precio en los puntos de venta promedia los $2.000.800.

La Fiat Toro, otro de los modelos más demandados del segmento de las pick ups, tampoco se consigue por el precio que se puede ver de forma oficial. En este caso, consultamos en diferentes concesionarios sobre la versión naftera de entrada de gama, que tiene un valor de $2.179.000, mientras que no baja en los concesionarios de 2.570.000 pesos.

Fiat Toro, uno de los modelos con grandes sobreprecios.
Fiat Toro, uno de los modelos con grandes sobreprecios.

Fiat Toro, uno de los modelos con grandes sobreprecios.

También en Mercado Libre, donde hay mucha oferta y demanda, se ven los sobreprecios.

Por ejemplo en el caso de Volkswagen T-Cross, el precio de lista era de $2.297.900 a comienzos del mes pasado. Y las ofertas en Mercado Libre oscilaban entre $2.250.000 para una versión 2021 (casi una oferta), hasta $3,4 millones.

Para un Chevrolet Onix, el precio de lista era de $1,499.900 en febrero. En Mercado Libre se ofrecía una única unidad, a $1.637.000.

Así sucede con varios modelos y todo indica que el mercado seguirá con esa dinámica en 2021, por lo menos hasta que se normalice la oferta.

Por otro lado, a pesar de esta realidad y con los precios que subirán por el impuesto interno, hay una demanda muy activa: por ejemplo por la Toyota SW4, de fabricación nacional y con un valor que supera los $5 millones, habrá que esperan más de 6 meses para su entrega.