Autoridades Fed centran atención a debate sobre tasas interés, atención en empleo e inflación

·4  min de lectura
Foto de archivo del presidente de la Fed de St. Louis, James Bullard, en una entrevista con Reuters en Nueva York

Por Howard Schneider y Ann Saphir

WASHINGTON, 8 nov (Reuters) - Las autoridades de la Reserva Federal centraron el lunes su atención en un debate sobre la política monetaria que se intensificará en los próximos meses a medida que el organismo desacelere el ritmo de sus compras de activos, despejando el terreno para alzas de tasas de interés en 2022.

En el centro del debate estará una evaluación sobre cuántos empleos más puede sumar la economía y cuánto tiempo más se puede tolerar la alta inflación, debido a que ya está superando los niveles cómodos.

El vicepresidente de la Fed, Richard Clarida, dijo que si bien el banco central sigue "muy lejos de considerar subir las tasas de interés", si su perspectiva actual para la economía resulta ser correcta, entonces las "condiciones necesarias para elevar el rango objetivo de la tasa de los fondos federales se habrán cumplido a finales de 2022".

La inflación a la fecha ya presenta "mucho más que un rebasamiento 'moderado' de nuestro objetivo de largo plazo del 2%, y no consideraría que una repetición de esta situación el próximo año sea un éxito de política monetaria", agregó Clarida.

Afirmó que el crecimiento económico debería llevar la tasa de desempleo al 3,8% para finales del próximo año y "eliminar la 'brecha de empleo' de 4,2 millones en relación con" los meses anteriores a la pandemia.

En ese punto, una trayectoria de la tasa de interés similar a la establecida por los funcionarios de la Fed en septiembre sería "totalmente consistente" con el nuevo marco para alcanzar su objetivo de inflación del 2% y el "máximo empleo", aseguró Clarida en comentarios preparados ante la Brookings Institution.

Ese "gráfico de puntos" de tasas mostró que 18 funcionarios de la Fed estaban divididos equitativamente sobre la necesidad de aumentar el costo del crédito el próximo año, y la mayoría mostrando las tasas subiendo de manera más constante en 2023 y 2024.

En comentarios separados, el jefe de la Fed de St. Louis, James Bullard, reiteró su perspectiva de que la Fed necesitará subir las tasas dos veces el próximo año, con los mercados laborales de Estados Unidos ya tan ajustados que impulsan la inflación a través del aumento de los costos salariales y de compensación.

"Vamos a ver una presión a la baja en la tasa de desempleo y vamos a seguir viendo un mercado laboral muy activo con un aumento de la compensación", afirmó Bullard en Fox Business Network. "Tenemos bastante inflación... Definitivamente queremos ver que se acerque más a nuestro objetivo".

"Si la inflación es más persistente de lo que estamos diciendo en este momento, entonces creo que tendremos que tomar medidas un poco antes para mantener la inflación bajo control", aseveró Bullard.

El funcionario agregó que siente que muchos de los millones de estadounidenses que abandonaron la fuerza de trabajo durante la pandemia probablemente no regresen al mercado, lo que dejaría la oferta laboral escasa.

La gobernadora de la Fed, Michelle Bowman, reflejó esas preocupaciones en una aparición separada más tarde en el día.

"Estamos haciendo grandes avances hacia nuestro objetivo de máximo de empleo y estoy atenta a las señales de que el mercado laboral podría volverse demasiado caliente", dijo Bowman en una reunión de Mujeres en Vivienda y Finanzas.

"Pero mi principal preocupación nuevamente son las perspectivas de inflación, que se han mantenido elevadas mucho más tiempo de lo que la mayoría de nosotros esperábamos a inicios de año", agregó.

La alta inflación, sostuvo, plantea una dificultad particular para los ancianos y los pobres, y el aumento de los precios de la energía y los alimentos podría impulsar las expectativas de inflación general más de lo que muchos creen.

"Me preocupan las interrupciones de la cadena de suministro y la escasez de mano de obra que ha elevado la inflación y seguiré observando estos acontecimientos de cerca".

En una comparecencia separada, el presidente de la Fed de Chicago, Charles Evans, mantuvo su opinión de que es probable que el aumento actual de la inflación sea temporal, pero también sonó menos seguro sobre esa perspectiva que antes.

Señales de que las presiones inflacionarias se están ampliando, dijo, "presentan un riesgo alcista mayor para mi perspectiva de inflación de lo que pensaba el verano (boreal) pasado".

La Fed está actualmente en camino de reducir por completo su compra de bonos a mediados del próximo año, y Evans y otras autoridades advirtieron contra ver ese proceso como una señal directa sobre el momento de un alza de tasas.

"No espero que la tasa de fondos federales suba antes de que se complete el 'tapering'", dijo por su parte el jefe de la Fed de Filadelfia, Patrick Harker, durante un evento virtual organizado por el Economic Club de Nueva York. "Pero estamos monitorizando la inflación muy de cerca y estamos preparados para tomar medidas, si las circunstancias lo justifican".

(Reporte de Howard Schneider y Ann Saphir, Reporte adicional de Jonnelle Marte y Lindsay Dunsmuir, Editado en Español por Manuel Farías)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.