Australia: la polémica publicidad para prevenir los contagios de Covid que enfureció a todos

·2  min de lectura
Australia
Australia

El fin de semana último, el Gobierno australiano lanzó un estremecedor spot televisivo para concientizar sobre la pandemia de coronavirus. Se trata de un video breve en el que una mujer hospitalizada comienza a presentar dificultades para respirar: las imágenes causaron reacciones negativas entre algunos ciudadanos australianos que consideraron que la pieza audiovisual es de mal gusto y demasiado explícita. Además, algunos señalaron que es “ofensivo” enviar un mensaje a favor de la vacunación, cuando una franja etaria del país aún no puede acceder a la inoculación.

Aunque advierte de las imágenes, fue severamente criticado

El aviso comienza con una breve advertencia: “El video mostrará una representación de un cuadro grave de Covid-19″. En los siguientes treinta segundos, se muestra a una mujer que se encuentra internada en la cama de un hospital y que comienza a ahogarse. Las dificultades para respirar van en ascenso y las imágenes resultan desesperantes para el televidente. “El Covid-19 puede afectar a cualquier persona. Quédate en casa. Realiza el test. Reserva cita para tu vacuna”, dice la placa que cierra la pieza.

“Es completamente ofensivo publicar un anuncio como este cuando los australianos en este grupo de edad todavía están esperando sus malditas vacunas”, tuiteó el periodista Hugh Riminton. Según el comunicador, hay una incongruencia entre el mensaje que intenta dar el Gobierno y sus propias políticas ya que, al momento, las personas mayores de 40 años son elegibles para recibir la vacuna en Australia, mientras que las de 16 a 39 “pueden ser elegibles para la vacunación”, según el Departamento de Salud del Gobierno de Australia.

En Twitter, distintos usuarios hicieron comentarios similares a los de Riminton. “Asustar a los jóvenes que no pueden vacunarse no es útil”, escribió uno de ellos. Otro usuario comentó que el anuncio era “efectivo, pero aterrador” ya que “los australianos más jóvenes todavía no son elegibles para vacunarse”. 

En tanto, Bill Bowtell, consultor sanitario, le dijo al diario The Sydney Morning Herald que el anuncio “no transmite auténticamente la realidad de una persona con Covid-19” y pidió que se retire del aire.

“Solo estamos haciendo esto debido a la situación”, expresó Paul Kelly, director médico de Australia, durante una conferencia de prensa. El profesional médico reconoció que el anuncio era “bastante gráfico, y está destinado a serlo”.

En tanto, el primer ministro australiano, Scott Morrison, también se refirió al tema en diálogo con Sky News Australia y señaló: “Nuestros asesores decían que la publicidad tenía que ser más fuerte, mucho más fuerte, incluso haciendo referencias explícitas a la muerte”. Y añadió: “No podemos ser complacientes con esto. Y los jóvenes que se mueven por la ciudad están poniendo en riesgo a las personas en toda la comunidad, incluidos ellos mismos”.

También debes ver:

EN VIDEO | Niños burros: una verdad que nadie quería escuchar en boca de una maestra.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.