Australia, el país que ostentó su política de “Covid cero” alcanzó un récord de casos por la variante ómicron

·2  min de lectura
La gente se reúne frente al Sydney Harbour Bridge, antes de los fuegos artificiales de Nochevieja en Sydney, Australia, el viernes 31 de diciembre de 2021.
Anadolu Agency

SÍDNEY.- Australia, un país que mostró tener la pandemia bajo control en la mayor parte de los últimos dos años, ve este fin de año subir los casos de Covid-19 hasta un récord de más de 32.000 casos registrados en una sola jornada, apenas días después de superar las 10.000 por primera vez en la pandemia y en medio de un incremento imparable causado por la variante ómicron.

Los expertos atribuyen la explosión de casos a la propagación de esa variante altamente contagiosa y a la reciente relajación de las restricciones en la zona de Sídney y otras partes del país.

De esta manera, los australianos recibieron el año 2022 sin su mayor orgullo: haber atravesado la pandemia con apenas algunos brotes, como el de Victoria el año pasado. Australia acumula 2210 muertos por el virus en una población de 26 millones.

“Su política de Covid cero, apodada ‘fortaleza de Australia’ o ‘el reino ermitaño’, ahora ha quedado profundamente abandonada después de que la llegada de la variante ómicron coincidiera con una relajación de las restricciones de la era Covid”, señaló el diario británico The Guardian. .

Más de 15.000 de los nuevos casos registrados este viernes correspondieron a Sídney, informó el gobierno del estado de Nuevas Gales del Sur, que registró unos 5000 casos más en otras zonas. Otros 6000 contagios fueron confirmados en el estado de Victoria, cuya capital es Melbourne, la segunda ciudad más grande del país, dijeron autoridades de salud del estado, informó la cadena de noticias pública australiana ABC.

Exhibición de fuegos artificiales de Nochevieja sobre el Adelaide Oval después del partido masculino de la Big Bash League entre los Adelaide Strikers y el Sydney Thunder en Adelaide Oval.
Kelly Barnes


Exhibición de fuegos artificiales de Nochevieja sobre el Adelaide Oval después del partido masculino de la Big Bash League entre los Adelaide Strikers y el Sydney Thunder en Adelaide Oval. (Kelly Barnes/)

Aunque las hospitalizaciones y las muertes aumentaron por esta ola de ómicron, en un país con 80% de la población con las dos dosis de la vacuna, no alcanzaron niveles comparables a los vistos en otros picos anteriores en proporción al número de contagios.

De hecho, muchas ciudades siguieron adelante con sus planes de celebraciones por el Año Nuevo, incluyendo el famoso despliegue de fuegos artificiales desde el Puente de la bahía de Sídney o la Ópera de Sídney.

Agencias AFP y AP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.