Aumentan los contagios de covid-19 en Ecuador, que suma 2.021 casos en 24 horas

Agencia EFE
·2  min de lectura

Quito, 25 oct (EFE).- El nivel de contagio de la covid-19 en Ecuador aumentó este domingo tras sumar 2.021 casos en las últimas 24 horas y alcanzar una cifra global de 161.635 personas confirmadas con la enfermedad desde finales de febrero pasado, según el último informe del Ministerio de Salud.

Quito, la capital del país, con 1.609 casos positivos en la última jornada, fue la que más alimentó la estadística oficial, cuyo registro comenzó el pasado 29 de febrero cuando se reportó el primer contagio.

En cuanto a la cifra de muertos por coronavirus, la estadística del Ministerio señala que en lo que va de la pandemia se han registrado 8.248 decesos confirmados por covid-19, a los que se suman 4.305 "fallecidos probables", para llegar este domingo a un total de 12.553, once más que el sábado.

En el apartado sobre la situación de contagios en las 24 provincias del país, el reporte oficial advierte de que la andina de Pichincha, cuya capital es Quito, es la más afectada por la enfermedad con 55.071 casos positivos, 1.684 más que la víspera.

Detrás de Pichincha asoma la provincia costera de Guayas, cuya capital es Guayaquil, con 21.515 contagios, 72 más que la víspera, seguida de Manabí, con 10.886 infectados de coronavirus.

Luego vienen las provincias de Azuay, con 10.402 contagiados, El Oro (6.295), Loja (6.029), Santo Domingo de los Tsáchilas (5.193), Tungurahua (4.997), Imbabura (4.616), Cotopaxi (4.354), Esmeraldas (4.159) y Los Ríos (3.929), entre las más afectadas.

Sobre la situación de los municipios o cantones, la estadística precisa que Quito es la ciudad más afectada con 50.694 casos positivos, 1.609 más que el sábado.

Detrás de Quito asoma Guayaquil con 14.786 casos (54 más que la víspera), Cuenca con 8.280, Loja con 4.608, Santo Domingo con 4.400, Ambato con 3.837, Portoviejo con 3.413 y Machala con 3.136 contagios.

El pasado 16 de marzo se aplicó un estado de excepción en todo el territorio ecuatoriano para afrontar la expansión de la pandemia, que en los primeros meses incluyó un proceso de cuarentena y un estricto confinamiento masivo.

Tras finalizar la medida de excepción el 14 de septiembre, el Gobierno pidió "corresponsabilidad" a la población y la exhortó a cumplir medidas de bioseguridad como el lavado habitual de manos, el distanciamiento físico de al menos dos metros y el uso permanente de mascarillas.

Desde entonces, Ecuador busca conciliar el mantenimiento de la emergencia sanitaria con acciones de reactivación económica, mientras que la imposición de restricciones recae sobre cada uno de los Gobiernos locales.

(c) Agencia EFE