Atrocidad: rescatan a Simba, un león al que le quebraron las patas para que se quedara quieto en las fotos con turistas

LA NACION

Un león sufrió un brutal ataque de maltrato animal por motivos comerciales. Los torturadores, con el objetivo de que no pudiera escaparse, le quebraron las patas para que de esa manera posara en las playas y los turistas pudieran llevarse una foto con él.

Aguinaldo para jubilados y pensiones de junio 2020: ¿cuándo y cuánto se cobra en la primera cuota?

Sucedió en Rusia y tal fue la repercusión que hasta el presidente Vladimir Putin se conmocionó por la situación de Simba, como se llama el león.

La triste historia de Simba comienza cuando apenas tenía semanas de vida y un grupo de personas lo alejaron de su madre y comenzaron a explotarlo. Lo obligaron a sacarse fotos con los turistas durante todo el verano. Entonces para que se quedara quieto y no pudiera escaparse, los torturadores le cortaron las piernas.

La salud de Simba se deterioró y sufrió graves heridas en la columna vertebral que lo dejaron cerca de la muerte, según informes locales. Cuando empezó a estar en mal estado y casi sin poder moverse, lo dejaron atado a un granero sucio y frío en la región rusa de Daguestán.

La creadora de Friends se arrepintió, lloró y pidió disculpas por algo que sucedió en el programa

En un video que se difundió, se ve a Simba indefenso minutos antes de una cirugía que le salvó la vida. Gracias a esa intervención, de manera milagrosa, aprendió a volver a caminar.

"Prácticamente no estaba alimentado", dijo Yulia Ageeva, quien se encargó de llevar a cabo la misión de rescate de Simba. Se supo que el animal sufrió úlceras por presión, obstrucciones intestinales y una pérdida de masa muscular en las extremidades posteriores. Los equipos de rescate llevaron al cachorro al veterinario especialista Karen Dallakyan. Él dijo que había sufrido "mucho dolor por parte de los humanos".

Además, los especialistas agregaron: "Los fotógrafos malvados rompen huesos como en esta caso para que los depredadores salvajes no puedan escapar. Y comportarse con calma para tomar fotos con turistas".

A pesar de todas las adversidades que le tocó vivir, Simba pudo reinventarse gracias a un equipo de profesionales y logró una recuperación que le permitió llevar adelante una vida normal.