Atrapan cocodrilo en aguas de Uaymitun, Yucatán

·2  min de lectura

UAYMITUN, Yuc., agosto 19 (EL UNIVERSAL).- En medio del paso de la tormenta tropical "Grace", en aguas del litoral yucateco, apareció un cocodrilo que fue capturado por lugareños y entregado a elementos policiacos.

En tanto, autoridades de la costa de Yucatán y de Protección Civil vigilaban la zona costera por la prevención ante el paso de "Grace", vecinos de la zona de este lugar rescataban el cocodrilo que llegó hasta esas playas y que para muchos fue unas incógnita ya que por lo general, solamente se les observa en las cercanías de las rías de Dzilam de Bravo en el oriente del Estado o de Celestún en el poniente de Yucatán.

Un joven fue el que logró capturar al cocodrilo al que luego se le amarró la boca con una soga para evitar que lastimara a alguien y fue entregado a los agentes policiacos.

El hecho llamó la atención, porque en la zona costera de Yucatán (particularmente Progreso) no es común ver este tipo de animales. Fue rescatado y entregado a las autoridades del Ayuntamiento de Progreso y luego canalizado a Profepa.

"Grace" deja árboles, postes y láminas tiradas e inundaciones en 29 municipios La tormenta tropical "Grace" dejó a su paso por Yucatán caída de árboles, láminas, inundaciones en 29 municipios, la suspensión del suministro eléctrico a 365 mil usuarios de la península (Yucatán, Campeche y Quintana Roo), así como pérdida de cultivos de maíz y hortalizas que quedaron prácticamente debajo del agua.

Las fuertes ráfagas de viento que se dejaron sentir en municipios del oriente y sur del Estado y también en Mérida, lanzaron ramas, láminas, anuncios, lonas, y tiraron árboles en diferentes puntos, lo que provocó que elementos de Protección Civil y de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), apoyados con sierras eléctricas se dieran a la tarea de quitar los obstáculos.

Los severos vientos ocasionaron alarma entre la población tanto de las zonas rurales como en Mérida, donde se cayeron varios árboles, anuncios y las lluvias provocaron inundaciones en varias colonias.

Las ráfagas de viento fueron intensas de 80 a 100 kilómetros por hora y en la costa de Yucatán, las marejadas fueron más fuertes. Alrededor de 14 mil pescadores ribereños dejaron sus actividades en los principales puertos del litoral yucateco.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.