¿Atacará Turquía a los kurdos en Siria sin el aval de Rusia e Irán?

·4  min de lectura

Turquía reiteró sus amenazas de una ofensiva militar contra los kurdos en Siria, pero ¿lo podrá hacer sin el visto bueno de Rusia e Irán?

Tras anunciar los planes de actuar contra las fuerzas kurdas en las zonas de Manbij y Tal Rifaat, en el norte de Siria, el presidente turco Recep Tayyip Erdogan participó en una cumbre tripartita en Teherán en busca de apoyo.

Irán y Rusia, los otros grandes actores extranjeros en el conflicto sirio, lo frenaron, según analistas, pero Turquía insistió el jueves en que no necesita "permiso" de nadie para lanzar ofensivas en Siria.

El siguiente es un vistazo a lo que puede pasar.

¿Recibió Erdogan luz verde?

En Teherán, Erdogan reiteró sus amenazas contra las fuerzas kurdas que controlan grandes trechos del noreste de Siria y que Ankara considera "terroristas".

Tras la cumbre se emitió una declaración en la que los tres países se comprometieron a cooperar para "eliminar a individuos y grupos terroristas" en el norte de Siria y a rechazar ambiciones separatistas.

Los tres líderes, que han apoyado bandos opuestos en la guerra siria, evitaron definir a quién consideran "terrorista".

Moscú y Washington han advertido repetidamente a Turquía contra nuevos ataques a los kurdos en el norte de Siria.

En Teherán, el líder supremo iraní, el ayatolá Ali Jamenei, aseguró a Erdogan que una ofensiva sería "perjudicial".

"La cumbre no le dio (a Erdogan) la luz verde, pero Turquía ha lanzado operaciones militares en Siria sin luz verde", destacó Dareen Khalifa, investigadora del International Crisis Group.

El ministro turco de Relaciones Exteriores, Mevlut Cavusoglu, declaró el jueves que Turquía "nunca preguntó y nunca buscamos permiso" para sus campañas en Siria.

Entre 2016 y 2019, Ankara lanzó tres ofensivas militares supuestamente para erradicar las Unidades de Protección del Pueblo Kurdo (YPG), que son el principal componente del ejército de facto kurdo, las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS).

Ankara considera a las YPG una extensión del Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK), un grupo que desde hace décadas libra una insurgencia en Turquía.

Erdogan ha amenazado con atacar zonas áreas bajo control kurdo en el norte de Siria que son parte de una zona de contención de 30 km que él quiere establecer en la frontera.

Pero Bassam Abu Abdullah, del Centro de Estudios Estratégicos de Damasco, consideró poco probable un ataque turco.

¿Qué opciones tiene Turquía?

Pero incluso sin el aval de Moscú y Teherán, Erdogan podría lanzar un ataque limitado.

La prensa turca informó que ninguna operación podrá comenzar antes de finales de agosto o inicios de septiembre.

"Una opción disponible ahora es que Turquía use su poderío aéreo para atacar blancos kurdos en Siria. Erdogan tiene esa luz verde", señaló Nicholas Heras, del New Lines Institute.

Autoridades kurdas han dicho que se preparan para un posible ataque turco.

"Erdogan está desesperado por tener permiso para violar el espacio aéreo sirio para concretar su agresión", declaró el portavoz de las FDS, Farhad Shami.

Turquía, que durante años ha realizado operaciones contra el PKK en Irak, mató el miércoles a nueve civiles con fuego de artillería.

Un ataque en la densamente poblada ciudad siria de Manbij tendría "graves consecuencias humanitarias", advirtió Khalifa.

Cientos de miles de árabes y kurdos desplazados por una ofensiva turca de 2018 en la región vecina de Afrin viven en la zona de Tal Rifaat.

Manbij también es una localidad de mayoría árabe con pobladores kurdos desplazados.

¿Turquía está acercando a los kurdos a Damasco?

El ejército sirio ha enviado refuerzos a zonas amenazadas por Turquía, en especial a las cercanías de Manbij, para servir de barrera entre las fuerzas kurdas y las fuerzas apoyadas por Ankara.

Abu Abdullah, de la Universidad de Damasco, espera más desplazamientos del ejército sirio a la zona.

Moscú, aliado de Damasco, "presionará fuerte en esa dirección", comentó Abu Abdullah, agregando que a Ankara "esto no le molestará del todo, ellos presionan para el Siria envíe al ejército" a la frontera para impedir una escalada militar.

"Cualquier operación militar complicará la situación para todos", indicó. "Las FDS no tiene más opción que alcanzar un acuerdo Siria".

Las fuerzas kurdas y el régimen sirio han luchado por buscar un arreglo, porque los kurdos reniegan de renunciar a sus avances territoriales mientras Damasco rechaza un gobierno autónomo.

Khalifa dice ser escéptica de que alcancen un entendimiento.

"Un ataque turco potencialmente llevará a más acuerdos de defensa entre las FDS y Damasco, pero eso podría no traducirse en un acuerdo o entendimiento más amplio", agregó.

"Al menos no ha sido así en el pasado", recordó.

bur-lar/aya/jmm/kir/dv/mas/meb

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.