Asesinos y plagiarios, los fugados en Sinaloa

Alexis Ortiz

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 20 (EL UNIVERSAL).- Secuestradores, homicidas, acusados de delitos contra la salud, feminicidio y portación de armas de uso exclusivo del Ejército están entre los 51 presos que escaparon del penal de Aguaruto, en Culiacán, Sinaloa, el jueves pasado; cuatro de ellos se entregaron este sábado, informaron autoridades de ese estado de Sinaloa.

FOTO: Via Twitter @MaIsabelIH

Fichas elaboradas por la Dirección de Prevención y Reinserción Social de Sinaloa, a las que EL UNIVERSAL tuvo acceso, detallan que los reos huyeron de ocho módulos diferentes de la cárcel, en medio del caos que desató un enfrentamiento entre fuerzas federales y la delincuencia organizada.

La información oficial señala que 26 de los delincuentes fueron procesados por portación de armas de fuego de uso exclusivo de las Fuerzas Armadas.

Otros nueve reclusos están acusados de robo de vehículo, bancario y a locatarios; cuatro, de ilícitos previstos en la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos; tres, de delitos contra la salud; dos, de homicidio; dos, de secuestro; uno, de privación de la libertad, y uno, de feminicidio. Respecto a los otros tres prófugos, no se detallan los delitos por los que se les procesó.

Alfonso Durazo, secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, no descarta que la fuga haya estado ligada a los hechos violentos en Culiacán.