Asesinan a periodista Jesús Alfonso Piñuelas en Cajeme

·2  min de lectura

HERMOSILLO, Son., noviembre 3 (EL UNIVERSAL).- El periodista Jesús Alfonso Piñuelas Montes, de 43 años de edad, conocido como "El Norris", fue asesinado la noche del 2 de noviembre en Cajeme.

De acuerdo al reporte de la Policía Municipal, los hechos ocurrieron alrededor de las 22:30 horas del 2 de noviembre, en calle Chirahui entre Palo Brea y Palo Santo de la colonia Amaneceres.

El periodista colaboraba en varios medios de comunicación y publicaba en sus propias redes como Japm Shock Norris y Zarathustra Prensa "El Shok de la Noticia" en Facebook; Norris Escorpion en YouTube y en otras.

En el lugar de la agresión armada, los policías encontraron una motocicleta roja tirada en el suelo y al periodista con una mochila negra en la espalda.

Jesús Alonso, también trabajaba en una empresa repartiendo comida y según testimonios de sus compañeros, la motocicleta la había adquirido hace poco tiempo para facilitar su labor periodística y poder subsistir en estos tiempos de crisis económica por el Covid-19.

Exigen esclarecimiento del crimen

En el presente año tres periodistas de Cajeme han sido asesinados.

El periodista José Guadalupe Castillo de 53 años de edad fue localizado sin vida -la mañana del jueves 11 de junio- en la banqueta frente a su casa ubicada en la colonia El Campanario. De acuerdo con el primer análisis pericial de la Fiscalía de Sonora, el tipo de lesión punzocortante que presentó, infiere que posiblemente fue realizada con un cuchillo de cocina.

El 20 de julio, la Fiscalía comunicó la aprehensión de dos personas, presuntos responsables del delito de homicidio calificado y robo con violencia.

El 16 de mayo pasado fue ejecutado Jorge Armenta Ávalos, cuando salía de un restaurante; un policía que lo acompañaba también perdió la vida.

Eduardo Flores secretario general de la Delegación 14 del Sindicato Nacional de Redactores de la Prensa dijo que el gremio exige a los tres sectores de gobierno que se investigue a fondo el asesinato de Piñuelas Montes y que no sea una estadística más en los crímenes ocurridos contra periodistas.

"Hasta donde sabemos los comunicadores, nuestro compañero no manifestó tener problemas, y si muchas ganas de crecer con su noticiero, en donde tenía poco de reintegrarse tras varios meses de pausa".

"Desde el SNRP enviamos nuestro sincero pésame a su familia y compañeros, deseándoles pronta resignación. Exigimos justicia para que este crimen no quede impune", externó Flores.