Asesinan a distribuidor de pollo en cafetería de Chilpancingo

·2  min de lectura

CHILPANCINGO, Gro., agosto 27 (EL UNIVERSAL).- Raúl Malabar Bedolla, un distribuidor de pollo, fue asesinado a balazos la noche del viernes dentro de la cafetería Café Punta del Cielo, ubicada en la céntrica avenida Lázaro Cárdenas, en Chilpancingo, Guerrero.

Con este asesinato, suman 11 trabajadores, entre distribuidores, repartidores y vendedores de pollo, asesinados en los últimos dos meses en Chilpancingo.

De acuerdo al reporte de la Fiscalía General del Estado (FGE) alrededor de las 7:30 de la noche, por lo menos dos hombres armados ingresaron a la cafetería y dispararon en ocho ocasiones contra Raúl Malabar Bedolla, a quién se le identificó como distribuidor de pollos en la capital.

En el momento del asesinato, en la cafetería había comensales alrededor de Malabar Bedolla. Los dos hombres que atacaron al distribuidor salieron huyendo.

En Chilpancingo desde hace más de dos meses, los distribuidores, repartidores y vendedores de pollo están al acecho de las organizaciones criminales que operan en la capital.

El lunes pasado, fue asesinado el reportero Fredid Román Román en una calle céntrica de la capital. Desde el primer comunicado, la fiscalía informó que una de las líneas de investigación del crimen contra el reportero es el asesinato de su hijo, Vladimir Román, un vendedor de pollo, ocurrido el primero de julio en el poblado de El Ocotito

La disputa por el control del pollo comenzó con el asesinato de un distribuidor del principal mercado de la ciudad; después a un repartidor en el estacionamiento del mismo mercado. Luego vino la masacre. La mañana del 11 de junio, un grupo armado ingresó a una granja y asesinó a seis personas, al distribuidor, a su hija y a cuatro trabajadores.

Después de la masacre, todos los puestos de venta de pollos de la ciudad suspendieron el servicio. Unas 50 pollerías dentro del mercado central dejaron de vender por el temor de ser atacados. La venta se reanudó después de tres días, pero el precio del pollo entero aumentó: pasó de 180 a 220 pesos.