Aseguran que hijos de Shakira y Piqué son "víctimas" de su canción

CIUDAD DE MÉXICO, enero 19 (EL UNIVERSAL).- La nueva canción de Shakira, "Music sessions #53", parecería que ya está pasando factura a la familia Piqué Mebarak, pues un medio español publicó que Milán y Sasha, los hijos que comparte la cantante con Gerard Piqué, ya sufren las consecuencias de esta composición, pues aseguran que los pequeños ya tienen conocimiento de dicho tema, a raíz de que sus compañeras y compañeros de la escuela les hablan de ello todo el tiempo.

El estreno de "Music sessions #53" se ha convertido en todo un fenómeno, que rebasa el ámbito musical, pues por la connotación de la letra de esta canción, la cual habla del dolor que la cantante colombiana ha atravesado desde su ruptura con Gerard Piqué, es también un tema que ha dividido los modos de pensar de la población, en relación con cómo encarar una decepción amorosa; hay quienes respaldan la acción de Shakira y otras personas que la acusan de no pensar en el bienestar de sus dos hijos, de 9 y 7 años.

A su vez, la reacción del exfutbolista del Barcelona ha alimentado el problema mediático que ha crecido en torno a su relación, pues luego de que el tema se lanzara, arremetió en contra de Shakira para demostrar su descontento, usando un reloj y un automóvil de las marcas que la compositora hace referencia en su nueva composición, ya que no sólo habla de él, sino que la cantante también implicó a Clara Chía Martí, la nueva pareja de Piqué.

Y aunque, como la propia cantante indica en la canción, los ingresos que "Music sessions #53" están generando para ella y su colaborador BZRP ganancias considerables, que oscilaban entre los 85 mil dólares y 160 mil dólares, en YouTube y Spotify, respectivamente, a tan sólo cuatro días de su estreno, de acuerdo con un estudio de "Digital music news", también hay consecuencias personales que podrían estar suscitándose.

Eso sugirió el "El Nacional", un diario catalán, que publicó una historia en la que revela que, supuestamente, madres y padres de familia de la escuela a la que asisten Milán y Sasha, el American School of Barcelona, son los principales promotores de que "Music sessions #53" se convierta en el tema de conversación entre la comunidad escolar, pues desde que la canción se estrenó, el revuelo y la sorpresa que ha provocado en las familias que envían a sus hijas y sus hijos a esta escuela no ha cesado.

"Sin quererlo, los hijos de Shakira y Piqué están siendo víctimas de la batalla de sus padres. En el colegio todos sus compañeros les hablan del nuevo tema de la colombiana", escribió un periodista del medio.

De hecho, así como aplausos, Shakira también ha recibid, muchas críticas, no sólo por reprochar a su expareja a través de su música, pues cabe recordar que en los temas "Te felicito" y "Melancolía" también hace referencia a la decepción amorosa que está viviendo, sino por el daño emocional que esta situación puede producir en sus hijos, los cuales aún son muy pequeños, por lo que en redes sociales se pueden leer comentarios de sorpresa, en los que se menciona que nunca pensaron que la compositora fuera "tan rencorosa".

Dichas opiniones han hecho que la cantante salga a hablar en sus redes, expresando que se encuentra en su libre derecho de expresión, el cual, es escandalizado por la sociedad, que no está acostumbrada a que la mujer alce la voz y exprese su dolor de la forma en que lo siente:

"Quiero abrazar a las millones de mujeres que se sublevan ante los que nos hacen sentir insignificantes. Mujeres que defienden lo que sienten y piensan, y alzan la mano cuando no están de acuerdo, aunque otros levanten las cejas. Hemos de levantarnos 70 veces 7. No como nos lo ordena la sociedad, sino de la manera que se nos ocurra, la que nos sirva para salir adelante por nuestros hijos, nuestros padres y por aquellos que nos necesitan y esperan de nosotras".