Qué es el asbesto y cuáles son los principales riesgos para la salud

·2  min de lectura
Con preocupación, los especialistas explican por qué el asbesto convierte en un “enemigo silencioso”
Con preocupación, los especialistas explican por qué el asbesto convierte en un “enemigo silencioso”

Utilizado hasta no hace mucho tiempo en distintos industrias, el asbesto es el nombre de un grupo de minerales muy resistentes y flexibles. Estas dos características, sumadas a su alta tolerancia a la corrosión y al calor extremo, lo hacían propicios para la construcción y fabricación de varias productos. Sin embargo, se desconocía el peligro para la salud que esconde, razón por la cual también es conocido como un “enemigo silencioso”.

Cómo sacar turno para la vacuna contra el coronavirus en la ciudad de Buenos Aires

¿Qué es el asbesto y para qué se lo usaba?

El asbesto ha estado presentes en múltiples actividades y usos industriales. Pero los numerosos usos de este grupo de minerales no son ajenos al peligro. Se lo empleó entre varios usos, para la fabricación de:

  • Frenos de vehículos;

  • Materiales de yeso;

  • Productos a prueba de fuego;

  • Aislantes térmicos.

Cómo sacar turno para la vacuna contra el coronavirus en Provincia de Buenos Aires

Una imagen de cómo los filamentos del asbesto se acumulan en otras superficies
Shutterstock


Una imagen de cómo los filamentos del asbesto se acumulan en otras superficies (Shutterstock/)

Asbesto: ¿cuáles son los principales riesgos para la salud?

El asbesto era de uso habitual en la construcción y otras industrias, pero en los últimos años comenzó a ponerse en tela de juicio ya que se encontró como causa de varios problemas para la salud como enfermedades respiratorias, el cáncer de pulmón y la asbestosis.

Una simple inhalación puede hacer que una persona aspire las fibras de asbesto y estas pueden aojadas en los pulmones y causar enfermedades graves cuyos síntomas se manifiestan muchos años después de la exposición:

  • Cáncer de pulmón, en particular el mesotelioma maligno que, en la mayoría de los casos, es incurable;

  • Asbestosis, una enfermedad que causa fibrosis pulmonar;

Asbesto, un enemigo silencioso

Dada su peligrosidad, en la actualidad las legislaciones de muchos países regulan el uso de asbesto. Sin embargo, este grupo de minerales puede transformarse en un “enemigo silencioso”: los síntomas pueden aparecer hasta 50 años después de haber tenido contacto con el material.

Cómo sacar turno para la vacuna contra el coronavirus en Santa Fe

Como señalan los expertos, las brecha de décadas entre el contacto con el asbesto y la aparición de la enfermedad indica algo muy negativo. Como no hay síntomas significativos, la mortalidad continuará en aumento en los próximos años.

Según un estudio realizado por el Consejo de Investigación Médica del Reino Unido, en el que se analizó un universo de 409 casos, algunos pacientes con patologías asociadas al asbesto recibieron tratamiento estándar para la mesotelioma. Otros recibieron adicionalmente dosis de quimioterapia para comparar el efecto en su enfermedad.