Asalto al Capitolio: testigo confirma que ignoraron a Ivanka cuando pidió que “detuvieran la violencia”

·2  min de lectura

Se ha alegado que la hija mayor de Donald Trump y ex asesora principal de la Casa Blanca le pidió a su padre que “detuviera la violencia” al menos dos veces el 6 de enero de 2020.

Un testigo presencial que se cree que estaba en la habitación con Trump y su hija mayor ese día informó sobre la conversación entre los dos al comité del Congreso que investiga lo que sucedió.

“Conocemos a su hija, tenemos testimonio de primera mano de que su hija Ivanka fue al menos dos veces para pedirle que ‘por favor, detenga esta violencia’”, dijo el domingo la congresista Liz Cheney.

“Estamos recibiendo mucha más información sobre lo que estaba haciendo el expresidente Trump mientras el violento asalto ocurría”, dijo Cheney a George Stephanopoulos de ABC News.

“Ahora, el comité tiene testimonio de primera mano de que él estaba sentado en el comedor al lado de la Oficina Oval viendo el ataque por televisión mientras ocurría el asalto al Capitolio”.

“El presidente podría haber caminado en cualquier momento esos pocos pasos hacia la sala de reuniones [de la Casa Blanca], pasar a la televisión en vivo y decirle a sus partidarios que estaban asaltando el Capitolio que se detuvieran”, dijo Cheney.

“Él pudo haberles dicho que se retiraran. Pudo haberles dicho que se fueran a casa, y no lo hizo. Es difícil imaginar un incumplimiento del deber más relevante y más grave que ese”.

Los comentarios de Cheney se adelantaron al primer aniversario de los cientos de partidarios de Trump que asaltaron el Capitolio de los Estados Unidos con la intención de anular los resultados de las elecciones de 2020.

Cinco personas murieron después de que Trump dijera a sus partidarios que “luchen hasta las últimas consecuencias. Y si no luchan hasta las últimas consecuencias, ya no van a tener un país”, en un mitin en Washington DC.

El expresidente finalmente publicó un mensaje de vídeo después de horas de presión.

Dijo a sus seguidores: “Esta fue una elección fraudulenta, pero no podemos dejarnos manipular por esta gente. Debemos tener paz. Así que váyanse a casa. Los amamos, son muy especiales”.

Cheney estuvo entre los miembros del Congreso que luego votaron para impugnar a Trump por segunda vez en medio de acusaciones de que incitó a la violencia.

El domingo, Cheney dijo que el comité empezaría a revelar más de sus hallazgos sobre el ataque.

Y agregó en relación a Trump: “Cualquier hombre que provoque un asalto violento al Capitolio... claramente no es apto para un cargo futuro y es evidente que nunca podrá volver a acercarse a la Oficina Oval”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.