Arya Stark sorprende a los fans de Juego de Tronos con un momentazo del segundo episodio

El personaje de Arya Stark y su intérprete, Maisie Williams, llevan ocho temporadas creciendo delante de la pantalla con los televidentes como testigos. La conocimos como una niña guerrera y de buen corazón en la primera tanda de episodios en 2011, para ir descubriendo poco a poco a un alma vengativa, dolida y entrenada para matar. Con su lista de muertes cumplidas, es de los personajes más letales de la trama.

ATENCIÓN: ESTE ARTÍCULO CONTIENE SPOILERS DEL SEGUNDO EPISODIO DE LA OCTAVA TEMPORADA

Pero la pequeña de la familia Stark ya es toda una mujer. Y lo dejó claro en el segundo episodio de la octava temporada.

Fuente: Twitter/@mikelvasquez38 – Crédito: HBO

Ante el avance del Rey de la Noche y sus Caminantes Blancos, y la batalla inminente el día después, Arya quiso pasar la noche previa -y quizás la última en su vida- descubriendo su sexualidad. Fue con su amigo de la infancia y herrero de la serie, Gendry, siendo dos de los personajes más queridos por los fans.

La hija de Ned Stark ya se había alegrado al ver la llegada de Gendry en el capítulo anterior, a quien buscó para pedirle que le creara un arma especial para la batalla, mientras flirteaba por primera vez en el primer episodio. Ya en el segundo, el flirteo fue a más siendo ella quien incitó el momento de pasión.

Gendry le presentó el arma ya terminada, mientras le confesaba que es el hijo bastardo de Robert Baratheon y que fue “víctima de la Mujer Roja”. Mientras tanto Arya incitaba una conversación de tono candente, preguntándole por su pasado sexual que terminó con los dos besándose y desnudos. No soy la Mujer Roja. Sácate los malditos pantalones” le ordenó Arya, protagonizando así el gran momento del capítulo y uno de los más comentados en redes sociales.

Para seguir leyendo:
Juego de Tronos: Invernalia ya está preparada para la guerra contra los Caminantes Blancos
Se filtra el segundo episodio de Juego de Tronos antes de su emisión